“Lo electoral hoy se relega para pensar en lo que necesita el vecino”

La política partidaria en pandemia. Federico Aguilera, ex concejal y último candidato a intendente del Frente de Todos, repasó el posicionamiento del frente y su relación con las autoridades municipales para transitar la emergencia sanitaria. “Hoy la prioridad es que esto pase” subrayó.

__________________________________________

-Cómo se trabaja desde el Frente de Todos, ante una coalición tan grande y con tantos sectores internos, en Olavarría ?

-El contexto de pandemia es atípico para todos. Obliga muchas veces a readecuar las prácticas políticas de los espacios partidarios de las organizaciones Y en muchísimas ocasiones se ha volcado casi al 100% a la contención de las problemáticas que plantea la pandemia. A la contención social, al trabajo en los barrios, a las demandas particulares de ciertos sectores por la cuestión social y económica. En la articulación con todos los sectores, el Concejo Deliberante es una clara muestra de cómo hemos podido articular con todos los bloques y los sectores de la oposición y como el interbloque se trabaja de manera unificada, con un criterio y con una sola voz. Es es más que positivo porque muestra un horizonte de adónde se dirige el espacio y demuestra que no solamente fue una cuestión electoral, tiene que ver con un armado mucho más sólido y una consistencia de proyecto político de municipio, de provincia y de país. También la articulación con cada organismo nacional y provincial que tienen su territorialidad en Olavarría. Por lo cual, claramente el Frente de Todos, ya no hay duda, se ha constituido como el principal espacio opositor en Olavarría que mayor capacidad de gestión y fuerza territorial tiene. Es un desafío porque hay que sostenerlo y trabajarlo, sobre todo pensando en función de proyectos claros. Y siempre escuchando a la gente, eso es fundamental.

 

-En el inicio de la pandemia, se trabajó en conjunto con el Intendente y hoy pareciera que la relación es mucho más fría. ¿Pasó algo o ya es una etapa de mayor “normalidad política” ?

-Cuándo se inició la pandemia, el aislamiento, fue un cimbronazo para todos en todos los niveles. Creímos que era fundamental desde nuestro espacio dejar de lado cualquier diferencia política y ponernos a trabajar en conjunto desde los ámbitos institucionales y políticos para contener la situación. Por eso nos pusimos a disposición, colaboramos con el Municipio en muchas actividades y tareas que se llevaron adelante, desde repartir las Tarjetas Alimentar para los sectores más necesitados, repartir bolsas de alimentos, colaborar con el servicio alimentario escolar, articular con diferentes sectores y mesas empresarias, mesas sociales para la contención. Nos pusimos a disposición porque creíamos que era lo que teníamos que hacer sin importar las diferencias políticas. Los matices de proyectos políticos existen, seguirán existiendo, pero en el marco de la pandemia se hicieron a un lado para trabajar en conjunto por los vecinos de Olavarría. Cuando todo termine volverán seguramente las distintas proyecciones políticas de cara a lo electoral. Lo electoral hoy se relega para pensar en lo que necesita el vecino y el vecino necesita que la política tenga un gesto de madurez. Ese gesto de madurez significa unirse para trabajar en conjunto en los momentos críticos. En eso estamos.

 

-¿Y hoy en qué se trabaja?

-Por tener nuestra responsabilidad institucional en la provincia de Buenos Aires y en el nivel nacional lo que hacemos es poner a disposición todos los canales de diálogo posible a través de los organismos nacionales y provinciales. Y también canales de diálogo con los representantes ejecutivos en la provincia. Hemos establecido canales y mesas de diálogo a partir de los que se van resolviendo demandas de manera directa. Hoy ya no es de emergencia la situación sino que la relación tiene que ver con la articulación de los canales institucionales para dar respuesta a problemas más complejos.

 

-¿Cómo te imaginás la campaña 2021 en pandemia?

-La verdad es que es inimaginable pensar una campaña electoral sobre todo desde la lógica y la impronta que tenemos para hacer campaña. Nos gusta estar con la gente, cara a cara. Nos gusta recorrer el barrio, charlar con los vecinos. Sin eso, se hace muy difícil pensar la campaña desde la virtualidad, la lejanía, simplemente lo comunicacional o lo marketinero. No es la impronta de nuestro espacio político. Espero que la vacuna esté lo más pronto posible por el bien de todos. Hoy no es la prioridad pensar la campaña. Veremos el año que viene lo que sucede si la pandemia continúa, cómo se readecuan los mecanismos electorales y políticos. Hoy la prioridad es que esto pase.