Concientización por la dislexia: el Municipio se verá azul turquesa

La iluminación del Palacio Municipal tendrá este jueves una elección especial en el Día Internacional de la Dislexia.


El Municipio de Olavarría adhirió a la campaña de concientización que se llevará a cabo a nivel iberoamericano con motivo del Día Internacional de la Dislexia. Se indicó que consistirá en iluminar el Palacio Municipal de color azul turquesa este jueves.

“La dislexia es una dificultad específica del aprendizaje de la lectoescritura, de carácter persistente y específico y cuyo origen parece derivar de una alteración del neurodesarrollo. Es considerada sumamente frecuente, debido a que en diferentes grados, afecta aproximadamente al 10 % de la población a nivel mundial” se destacó.

Se trata de una dificultad que interfiere en el rendimiento escolar, en la adquisición de conocimientos e inevitablemente deteriora la percepción que el niño o niña tiene de sí mismo con graves consecuencias en su autoestima. También se informó que acarrea problemas emocionales, familiares y sociales, provocados principalmente por la falta o demoras en la sospecha y el diagnóstico.

“La dislexia está determinada por una alteración neuro biológica que afecta un área específica del cerebro, y aunque es una condición que acompaña a la persona durante toda su vida, la detección temprana y las adecuaciones correspondientes mejoran drásticamente esta situación. Las personas con dislexia manifiestan de forma característica dificultades para recitar el alfabeto, denominar letras, realizar rimas simples y para analizar o clasificar los sonidos. Además la lectura se caracteriza por las omisiones, sustituciones, distorsiones, inversiones o adicciones, lentitud, vacilaciones, problemas de seguimiento visual y déficit en la comprensión” se detalló desde el Municipio.

La dislexia es considerada por especialistas una dificultad para descodificación o lectura de palabras, alterando algunos procesos cognitivos entre la recepción de la información y la elaboración del significado.

En cuanto a la elección del color azul turquesa para la identificación de la jornada, se tuvo en cuenta que “transmite serenidad y tranquilidad, indispensable para que los chicos puedan aprender adecuadamente, por tal motivo es el color elegido para hacer visible esta situación”.

Nuestro país se encuentra incluido en la organización sin fines de lucro DISFAM (Asociación de Dislexia y Familia), que fue fundada en el año 2002 en España. Tiene como objetivo fundamental la difusión y conocimiento de la problemática de la dislexia y otras Dificultades Específicas del Aprendizaje (DEA) y actuar como enlace entre los padres, la comunidad educativa en todos sus niveles y los profesionales de la salud en los distintos ámbitos de la comunidad.