Con el decreto de Galli en el debate, se aprobó el Fondo Especial de Cultura y Deporte

La iniciativa del jefe comunal “se coló” en una larga discusión que derivó en la aprobación de la propuesta. El oficialismo pidió “seguir discutiendo” este tipo de temas y valoró la decisión del jefe comunal. La oposición denunció que el decreto “es un mal copie y pegue” de la propuesta del interbloque del Frente de Todos.


En la mañana de este jueves, y en un debate que duró poco más de dos horas y media, la asamblea de concejales y mayores contribuyentes aprobó por mayoría la creación del Fondo Especial de Cultura y Deporte, con nuevos cruces, acusaciones y la medida de Galli que se conoció el miércoles en el eje de discusión.

Lo similar de las iniciativas hizo que las dos propuestas tengan elogios, críticas, y la participación de concejales y también de asambleístas que aportaron con discursos en la sesión.

Mercedes Landívar pidió, al inicio del debate, incorporar modificaciones al proyecto aprobado en sesión preparatoria. Endere adelantó su acompañamiento tras haber conocido las modificaciones en la tarde del miércoles.

La concejal del interbloque del Frente de Todos comenzó su oratoria y defensa del proyecto contextualizando el “origen” de la ordenanza. “Todos sabemos que la situación de los espacios culturales y deportivos del Partido no es sólo producto de una pandemia”, que “no hace más que mostrar la cruda realidad de estos sectores”. Allí, responsabilizó a “los cuatro años de gestión de Mauricio Macri, María Eugenia Vidal y también del gobierno municipal”.

“Este proyecto surgió como una herramienta necesaria para dar un poco de oxígeno a sectores tan golpeados. Sabíamos que no era la solución de fondo, las cuestiones estructurales, pero que sí servía para acompañar en este camino tan difícil que les toca atravesar hoy a la cultura y el deporte” expresó Landívar.

“Queremos dar una respuesta que no dio el Intendente durante 8 meses, y sostuvimos el proyecto durante 2 meses a pesar del silencio del oficialismo. Creo -y no es la primera vez que sucede- es porque no recibían una línea política de su jefe político, Ezequiel Galli” y señaló que la iniciativa “es una propuesta de transformación, no de especulación”.

Señaló, además, las grandes complicaciones que tuvieron los espacios cerrados no sólo con el pago de salarios, sino también con la inversión para acatar protocolos, mantenimiento y sostenimiento de los espacios.

“Este aumento que planteamos para estos sectores, no es más que un gesto solidario que permite crear este fondo de emergencia” dijo la concejal Landívar y señaló que son sectores “que pueden afrontar este aumento y se direccionaría a este fondo para otorgar subsidios. De alguna manera lo pensamos como un plan solidario”.

Agregó que “es el momento de demostrar que el Concejo Deliberante tiene capacidad de respuestas para estos contextos, respuestas pensadas, solidarias, consensuadas” y dijo que el proyecto era “sólido”.

El fondo presentado por Galli tiene “algunos inconvenientes, no es sólido” contrapuso. “En primer lugar no sabemos los contribuyentes que pagarán la tasa de empresas foráneas y así financiar este fondo. En consecuencia no sabemos cuánto se va a recaudar, y corremos el riesgo de tocar las arcas municipales en este contexto” agregó.

En nombre del Frente de Todos, bajo la mirada de Landívar, “plantea iniciativa, logra consensos y el Ejecutivo da respuestas espasmódicas conforme lo que la oposición va proponiendo. Solo con una mirada antojadiza, según marca la agenda política y no teniendo prioridad de lo que necesitan los vecinos y vecinas de nuestro Partido”. Dijo que “a este Municipio le cuesta tocarle el bolsillo a los que más tienen y los que más pueden, y yo me pregunto por qué”.

“Una vez más ganó la soberbia y el egoísmo, por sobre la justicia social” aseguró. Luego, criticó a funcionarios municipales que adelantaron, en una nota periodística, que el fondo se pagará “el año que viene”.

A su término, el concejal Ubaldo García -también del Frente de Todos- explicó el funcionamiento de este Fondo Especial sumado a reiterar el diálogo que tuvieron con otros concejales tales como Victoria De Bellis (Cuidemos Olavarría), Martín Lastape (UCR) y Celeste Arouxet (Radicales en Juntos por el Cambio).

“Ninguneo”

 

El edil Lastape, del bloque UCR, recogió el guante y atacó al Ejecutivo denunciando el “ninguneo” para con los concejales. “Si tenían una propuesta alternativa hubiesen presentado un proyecto de ordenanza”. A su vez, explicó los aportes del espacio al proyecto para acompañarlo. “Con extrema preocupación vemos que el listado que solicitamos al Ejecutivo para tener un estimativo de cuánto dinero se destinará desde el Fondo está muy desactualizado” y fue más allá: “hay un natatorio cerrado hace 3 años, y un titular de un espacio que murió hace 5 años en un accidente”.

Celeste Arouxet señaló que “no tiene” mayor contribuyente tras haberse ido hace unos meses de la bancada de Juntos por el Cambio. “No sabemos qué hacer para que el Intendente entienda que tenemos que trabajar en equipo. Es un copie y pegue a la ordenanza, mezclado con otras cosas” definió sobre la iniciativa del Ejecutivo.

Lo que hizo ayer el Intendente es una falta de respeto. Me pasó como oficialista, me pasa como oposición. No usemos a la gente para hacer política barata. Está pensando en el 2023, no se fue y ya quiere volver. Nos está dejando una ciudad hundida” le apuntó la concejal a Galli.

“Perspectiva”

La voz oficialista la puso Martín Endere, que señaló “no dejarse llevar por las pasiones del debate”. Explicó que algunos sectores se iban a quedar afuera por “el sistema de fases”. Señaló que asumiendo el riesgo que eso conllevaba, Galli emitió un decreto para que los gimnasios puedan trabajar. “Acá se habló de una Intendencia que no piensa en los vecinos” y recordó el rol de la comuna en toda la pandemia, con los controles de ingresos y la creación del Laboratorio Biomolecular.

El presidente del bloque Juntos por el Cambio insistió en “mirar las cosas en perspectiva” y recordó otros hechos como la reapertura de comercios y que en las recorridas “era obvio que nos iban a llenar la cara de dedos, somos objeto de críticas y pedidos”.

Dijo que el decreto no es “un copie y pegue” y señaló los pormenores de la determinación del Intendente Galli en crear un Fondo Alternativo para colaborar con los sectores afectados por la pandemia. Señaló que se “debe tener en cuenta las particularidades” a la hora de ayudar. “Las posturas de los aquí presentes están más que claras”.

Cruces

Tras la primera ronda de exposiciones de todas las bancadas, llegaron las respuestas. Germán Aramburu (Frente de Todos) salió al cruce contra Endere al sostener que “está justificando lo injustificable” e insistió en “la pobre información” que brindó el Ejecutivo para el tratamiento del proyecto.

Einar Iguerategui, ex concejal y hoy asambleísta del bloque Cuidemos Olavarría, indicó que el Ejecutivo nunca convocó a los sectores afectados y armó su propuesta de forma unilateral. Recordó pasajes de la pandemia en forma más crítica a la gestión Galli, como la relación entre el sistema público y privado de la salud o la encuesta en Twitter con la que solicitó aperturas.

“Se intenta poner en un mal lugar a la oposición, y los que la están pasando mal son los vecinos de Olavarría” agregó el asambleista. “Tenemos un Municipio que vivió de las donaciones en la pandemia” haciendo referencia al Laboratorio Biomolecular y dijo que “por tradición debería haberse hecho con fondos propios”.

Relató, también, que “hubo clubes que donaron la plata de un bingo al Municipio. Al revés de todo”. “Me parece que deberían ejercitar un poco la memoria de lo que pedían tiempo atrás. Que esto sea una escribanía no le hace bien a Olavarría. Y que la escribanía se traslade al Municipio, tampoco”.

La concejal Guillermina Amespil (Juntos por el Cambio) intervino en defensa del Ejecutivo. Señaló que “hay que buscarle la vuelta, como sea. Aún en Fase 5 no habrá una reactivación total, tenemos que seguir pensando. Pero en concreto queremos que todos vuelvan a trabajar”.

El debate de a poco comenzó a mutar: del proyecto en tratamiento pasó a un análisis del decreto emitido del Intendente Galli, con eje en no saber, a ciencia cierta, qué pasa con el universo de beneficiarios del Fondo impulsado por el jefe comunal. Incluso, Arouxet señaló que “a la hora de confeccionar un decreto hay que ser serio”.

Juan Sánchez (Frente de Todos) volvió a considerar que el decreto emitido por el jefe comunal “es un copie y pegue” y señaló que el oficialismo “no hizo ni un gesto, no tocaron ni una coma”. “Seamos claros, no hicieron nada, le trasladaron el proyecto al Ejecutivo e hizo un decreto. Y lo copiaron mal” cuestionó.

El presidente del interbloque Frente de Todos, Guillermo Santellán, fue uno de los últimos en intervenir para referir que el Ejecutivo dio “un manotazo de ahogado”, pero que en esa actitud “hubo un reconocimiento a lo que hemos trabajado desde el espacio”.

Tras el debate, llegó el momento de las votaciones nominales: con los votos del interbloque del Frente de Todos, Cuidemos Olavarría, UCR y Radicales para el Cambio (junto a sus respectivos asambleístas) el proyecto fue aprobado por mayoría. Ahora todo dependerá del Intendente Galli, que promulgará o vetará la propuesta.