La Mesa de Cómputos volvió a Anses Olavarría

Si bien desde agosto se reinstaló el área que permite completar trámites de jubilaciones y pensiones, este martes se confirmó que terminó la prueba piloto y se quedará de manera permanente. Más de 120 gestiones mensuales de este tipo se realizan en Olavarría. “Que no nos arrebaten más el sentido y pertenencia de los trabajadores a la UDAI” sostuvo Wesner.


La Mesa de Cómputos ya opera en la UDAI Olavarría de Anses y, lo que era una prueba piloto para el retorno, se confirmó como una gestión permanente. Es decir, la oficina local del organismo puede iniciar y finalizar trámites de jubilaciones y pensiones. La novedad se dio a conocer en la mañana de este martes en la sede de Rivadavia 2987 donde estuvo el jefe regional del organismo, Darío Méndez, junto al titular local, Maximiliano Wesner, y la trabajadora Soledad Nicollier.

También estuvieron el subsecretario de Minería provincial, Federico Aguilera, y el diputado César Valicenti.

“Ya viene funcionando la Mesa de Cómputos que se recuperó como prueba piloto desde agosto de 2020, tras 16 meses del saqueo que llevó adelante la gestión del gobierno anterior y la centralización y el atraso que generó para nuestra comunidad” recordó Wesner. Informó que Aguilera llevó adelante las gestiones con la directora ejecutiva, Fernanda Raverta, para devolver las gestiones a la sede local.

Definió que se trata de una “linda noticia no solamente para nosotros y para los trabajadores del organismo, que es el sentido que tiene esta UDAI, y que lo había perdido ese sentido de unidad integral porque ya no era integral, sino que hacía trámites parciales y no los terminaba en la ciudad”.

 

En mayo de 2019 se había definido retirar el área llamada Mesa de Cómputos de Olavarría. “Tanto habían luchado los trabajadores y trabajadoras del organismo batallando en el Concejo Deliberante” destacó Wesner sobre las medidas de visibilización y queja que expusieron los empleados en aquellos momentos. Resaltó que “Soledad (Nicollier) levantó esa bandera en ese momento y el Frente de Todos también recepcionó esa demanda y la hizo visible ante toda la ciudad”.

“Hoy celebramos esta transparencia de la Mesa, esta prueba piloto que vino para quedarse y que no nos arrebaten más el sentido y pertenencia de los trabajadores a la UDAI” indicó para apuntar a las causas del retiro del área en 2019.

“Recordemos que el oxígeno financiero que logró la gestión de gobierno anterior en desmedro de los ingresos de los pasivos -jubilados y jubilados de la ciudad- con 6 y hasta 8 o 10 meses de atraso en las liquidaciones” afirmó.

Contrastó que actualmente se realizan más de 120 gestiones mensuales de jubilaciones y pensiones -y pueden llegar hasta 200 mensuales-, y los beneficiarios pueden cobrar entre 45 y 60 días después de iniciado el trámite. “Esto hay que celebrarlo y comunicarlo. Hay un estado presente y brindamos por eso” subrayó Wesner.

Por su lado, Darío Méndez encuadró la medida: “se tomó la decisión política dentro del organismo, dentro de un montón de modificaciones que se vienen haciendo, de volver a liquidar el cómputo dentro de la oficina donde se generan los expedientes y volver a un esquema descentralizado que tiene que ver con la celeridad con la que una persona jubilada o pensionada puede iniciar un trámite, concluirlo y obtener así el beneficio”.

Sostuvo que al asumir la gestión nacional, en diciembre pasado, los trámites demoraban aproximadamente un año. “El objetivo político que nos pusimos es bajarlo a un máximo de seis meses, es decir como máximo a la mitad del tiempo” indicó y retomó las palabras de Wesner al señalar que “de 45 a 60 días sería lo ideal”.

“De prueba piloto ya no tiene más nada, está confirmado que esta medida va a seguir adelante y eso es lo importante” subrayó sobre el anuncio local.

Luego fue el turno de Soledad Nicollier quien valoró “para el grupo de trabajo que represento, celebramos la restitución de la Mesa de Cómputos no solamente porque volvemos a trabajar en lo que durante tanto tiempo nos capacitamos, sino también porque esto llega directamente a toda nuestra población”.

Recordó lo sucedido en mayo del año pasado y comentó que “en el momento en que tanto lo defendimos y tratamos de que los representantes de nuestra ciudad se hicieran eco de esa situación, otros lugares políticos lo tomaron como que era algo personal y que tenía que ver con los trabajadores”. Afirmó que “a nosotros nos iba a afectar como a cada uno de nuestros vecinos que inició sus trámites jubilatorios, su pensión, y demoro más de un año para poder cobrarlo. Retrocedimos a la década del 70”.

Funcionamiento en pandemia

A lo largo de la conferencia, tanto Méndez como Wesner pusieron en valor que hasta el momento ningún empleado de la UDAI sufrió Covid-19.

Más allá de la reapertura de la sede con atención presencial, el titular de la sede olavarriense consideró que “la atención virtual fue muy importante y que creo que llegó para quedarse. Hay muchos trámites de jubilaciones y pensiones que se inician de manera virtual, eso agiliza mucho en este contexto de pandemia y colabora con lo acotada que tenemos la operatividad en el sector de gestión por las licencias extraordinarias”.

Indicó que actualmente se presenta un centenar de personas por día en el edificio de calle Rivadavia y “el 70 % son jubilaciones”.