Secuestro de armas y marihuana en allanamientos contra “la banda de encapuchados”

Se trató de cinco procedimientos realizados desde la Sub DDI local, a requerimiento de la UFI 4 de la doctora Paula Serrano.


Ocho armas de fuego de diverso calibre, municiones y plantas de marihuana fueron el saldo de una serie de allanamientos que se iniciaron con la mañana de este jueves, pero que se prolongaron más allá del mediodía. Todo se vio vinculado a la investigación contra la denominada “banda de encapuchados”, la asociación ilícita a la que se le atribuye varios violentos asaltos que se registraron meses atrás, causa por la que varias personas se encuentran detenidos.

 

Fue a fines de noviembre pasado cuando procedimientos de idéntica índole permitieron la detención de dos personas, en tareas que permitieron además el secuestro de numerosos elementos de interés probatorio. Inclusive, en septiembre se dieron más allanamientos vinculados a esta misma causa, los cuales habían permitido, entre otros avances investigativos, que sean incautadas numerosas armas.

 

Las armas fueron pixeladas, debido a que en las próximas horas serán sometidas a reconocimiento.

Derivado de cada una de esas tareas y averiguaciones desarrolladas desde la Sub DDI local, todo bajo la dirección de la fiscal María Paula Serrano de la UFI N° 4, fue que se logró el aval por parte de la jueza de Garantías Fabiana San Román para la realización de 5 nuevos allanamientos. “Robo agravado”o “privación ilegal de la libertad” son algunos de los delitos que marcan en el encuadre legal de las pesquisas.

 

El saldo, tal cual se refirió líneas más arriba, fue el secuestro de 8 armas de distinto calibre y más de 90 municiones, también de diverso calibre. A la par, en dos de los domicilios allanados se incautaron plantas de marihuana, lo que motivó el inicio de actuaciones complementarias por infracción a la Ley de Drogas, con la intervención del doctor Lucas Moyano, responsable de la UFI 19, precisamente la fiscalía en estupefacientes.

 

 

Vale destacar que en las tareas se contó además con la colaboración de personal de distintas seccionales dependientes de la Estación de Policía Departamental Olavarría, entre ellas las comisarías Primera y Segunda, además del Comando de Prevención Rural y agentes del área de Investigaciones provenientes de Azul y Benito Juárez. 

 

Según se detalló, a la denominada “banda de los encapuchados” se le atribuyen una serie de hechos que se remontan desde fines del 2019 hasta mediados del presente año, con la particularidad de tener como víctima en la mayoría de los casos a titular y habitantes de quintas o propiedades ubicadas en las afueras del casco urbano local. En este marco, en la actualidad hay varias personas detenidas y las pesquisas siguen en marcha a partir de los nuevos elementos de prueba recabados.