Un repaso del año que puso a la salud en primer plano

La pandemia de Covid-19 marcó el 2020, pero en Olavarría pasaron muchas cosas más. Central de Noticias, en colaboración con Volver a las Fuentes, presentan los hechos más destacados del año.


¿Qué te vas a acordar de 2020? fue el título que el newsletter Volver a las Fuentes, que editan semanalmente Alexis Grierson y Josefina Bargas, eligieron para hacer un repaso de los hechos más destacados del año.

En Central de Noticias lo ofrecemos, con algunos agregados, para recordar lo sucedido en un año tan intenso como inolvidable que, sin lugar a dudas, cambió al mundo de manera radical.

Femicidio y emergencia en violencia de género

El 4 de enero fue asesinada Valentina Gallina (19) en su casa. El acusado, la pareja de la joven, fue detenido ese mismo día luego de haber fingido un enfrentamiento con otras personas. El femicidio de la joven, hija de Valeria Cazola asesinada 9 años antes también a manos de su pareja, se convirtió rápidamente en bandera de lucha en el reclamo de mayores y más eficientes herramientas de atención. A fin de enero, en una sesión extraordinaria del Concejo con muchas tensiones, se aprobó la declaración de la emergencia en violencia de género. El resto de la propuesta, que se escindió en esa sesión, se trató a mediados de agosto y también fue aprobado.

¿Qué dejó? Desde el inicio del caso, la visibilización de Casa Popular Valeria. En el plano legislativo, el rol destacado de la comisión de Género, presidida por Alicia Almada, que iba a notarse algunas veces más en el año. En la gestión, la Dirección de Políticas de Género tomó mayor posicionamiento y hasta el bloque Juntos por el Cambio del HCD impulsó pedidos de mayores recursos.

Asesinato y un reclamo de justicia sostenido

El 9 de febrero fue asesinado Enzo Marconi, de 15 años, en el monoblock 9 del barrio Jardín donde se encontraba junto a otros cuatro jóvenes. El acusado fue aprehendido poco después, pero quedó en libertad ya que la investigación, a cargo de la UFI N.º 4, estableció que el hecho se había dado de manera accidental.

Su mamá, Yesica Salguero, llevó adelante innumerables actos, manifestaciones y marchas a lo largo de todo el año para pedir la detención del acusado.

Federico Aguilera a la Subsecretaría de Minería

Quien fuera candidato a Intendente por el Frente de Todos y se transformó en referencia opositora por su segundo lugar detrás del Intendente Galli fue designado en el área de Minería de la Provincia. Lo anunció a fines de enero el Ministro de Producción, Augusto Costa, que fue el primer funcionario en llegar a la ciudad. Ojo, la cartera también subió su rango de Dirección a Subsecretaría. Desde allí Aguilera ratificó su posición como líder del espacio opositor en Olavarría.

Estalló el Covid-19

El sábado 14 de marzo Ezequiel Galli avizoraba lo que se confirmaría días después: medidas duras para prevenir el coronavirus. Horas después, el Aislamiento Social, Preventivo y Obligatorio cambió completamente la dinámica y lógica de un ciudad con mucho, mucho movimiento.

Una medida inédita le daba el tono agudo a las medidas dictaminadas por el gobierno nacional: Galli llenaba de taludes los ingresos a la ciudad. Solo se podía entrar por dos lugares, y nada más. Una ciudad sitiada, literalmente.

La locura repudiable de los primeros casos, el largo camino que tuvieron que atravesar e incluso, conocer por lo bajo que hubo vecinos (un poco alterados, por no decir locos de remate) que quisieron quemarle la casa a los contagiados por “traer el virus a la ciudad”. La pareja de olavarrienses que se contagió en Brasil haciendo turismo hizo las cosas más que bien y se curaron semanas después.

En abril, y hasta hoy, el uso de tapaboca y nariz es obligatorio en la ciudad. ¿Alguno se quemó con el sol desparejo? La venganza de los que usan lentes y parecen mapaches, claramente. Aprendimos a salir a “esparcirnos” y los que hacen deportes tuvieron que esperar un poco más. Para todo hubo horario, incluso hasta hoy.

Capítulo aparte para las conferencias de prensa encabezadas por el Intendente Galli: se anunciaron buenas y malas, hubo cruces con periodistas y avances y retrocesos.

¿Retrocesos? No podemos olvidar la famosa encuesta donde el Intendente Galli cuestionaba la dureza de la cuarentena en esos tiempos. Al borde de pasar a la Fase 5, Olavarría tuvo su primer pico de casos grave, donde también estuvo el primer fallecido, lamentablemente. En ese contexto, la ciudad volvió a la Fase 1 para controlar el brote. Misma situación ocurriría en octubre, con un pico de casos -muchos sintomáticos- más agresivo. En ese mes se confirmó el día con mayor cantidad de positivos, y también de casos activos. También la Unidad de Terapia Intensiva estuvo llena al menos un día. Otro regreso de Fase.

Este recrudecimiento que parecía imparable tuvo una respuesta efectiva de la Municipalidad: el programa RTA (Rastrear, Testear, Aislar) que ya va por su quinta etapa. Un despliegue territorial de personal de salud para testear a los sintomáticos que logró la respuesta positiva de los vecinos que se acercaron a recibir atención médica.

Hoy, Olavarría está en Fase 4 del sistema de fases de la Provincia. Al igual que en el conjunto del territorio bonaerense, ha comenzado una nueva tendencia al ascenso de casos.

La mirada al futuro pudo sumar optimismo: el jueves comenzó la vacunación en territorio provincial y también en Olavarría para los trabajadores de la salud. La vacuna Sputnik V desarrollada en Rusia fue la primera en lograr la aprobación del ANMAT y llegar al país.

En datos: 5.435 olavarrienses se contagiaron de Covid y 94 fallecieron. Se realizaron 14.726 testeos. Cifras que son más que importantes y muestran la gravedad de este 2020.

Como frase sueltas, podríamos decir: cuarentena, primer caso, filtración de lista de testeados y enfermos, Galli tuitero, Galli reunido pero vos #QuedateEnCasa, taludes y test de anosmia, Laboratorio y cámara de frío, Olavarría contra los demás municipios en la Corte, contagios en geriátricos, contagios en cárceles, sin escuelas, política en comunión, política con cruces constantes, los golfistas, los pescadores y los runners; multa millonaria a las reuniones sociales, intermitencias en la oficina de Licencias de Conducir. Y todo así.

El después del cierre con déficit

El balance municipal de 2019 cerró con déficit de 354 millones de pesos. En el Ejecutivo municipal se pensaba que la reactivación económica iba a alcanzar para, aunque sea, sobrellevar el año. Pero no, la pandemia se llevó esas ilusiones. Aprovecharon la declaración de la emergencia sanitaria para establecer la “emergencia económica, financiera y administrativa municipal” hasta el 31 de diciembre. Entre abril y junio, parate económico mediante, la Provincia aportó 81 millones de pesos para pagar sueldos municipales. Además, a lo largo del año subieron las tasas en tres oportunidades: desde enero -por decreto- 23,72%, desde febrero -por ordenanza- 30% y desde julio -por decreto- 12,9%. Se estima que en enero de 2021 suceda lo mismo.

Rendición de Cuentas y quiebre del bloque oficialista

El mapa del legislativo se modificó y también hubo algún cambio en el Ejecutivo después de todo lo sucedido en la última semana de junio. Y con todo ello, un hecho insólito: el presidente del Concejo Deliberante junto con el bloque oficialista abandonaron la sesión del 2 de julio que, por falta de quórum, debió levantarse. Las caras de los concejales opositores, así como del secretario del cuerpo, fueron de sorpresa total. Nadie sabía bien qué hacer.

Pero recapitulemos porque esta historia se inició unos días antes. La semana del 29 de junio al 4 de julio fue muy intensa.

Con la sesión ya convocada y los plazos ajustados, los concejales Celeste Arouxet y Guillermo Lascano comunicaron su decisión de votar en contra de la Rendición de Cuentas 2019, la del déficit de 354 millones. Hasta ese momento, Juntos por el Cambio tenía mayoría propia pero dos votos menos los dejaban en negativo. Hilario Galli primero y Ezequiel Galli después -en sendas reuniones privadas- se encargaron de expulsar a los dos concejales del bloque oficialista y de Juntos por el Cambio.

A Lascano le quitaron la banca: mandaron al Legislativo al titular, Juan Mujica, quien además es el suplente de Galli en la intendencia. Con esa movida, el Intendente sacrificó su subsecretario de Administración de la Secretaría de Hacienda para dejarlo en el Concejo. Varias semanas después asumió Federico Calascibetta en ese cargo.

Arouxet es titular en su banca y por lo tanto no pudo ser removida. La salida del oficialismo la dejó con su unibloque, Radicales en Juntos por el Cambio, que mantiene desde aquel momento, al igual que el trabajo en equipo con Lascano. Su postura opositora a la gestión de Ezequiel Galli recrudeció sesión a sesión.

Para la sesión del 2 de julio, el concejal radical Martín Lastape no iba a estar. El reemplazo de su banca le corresponde a Juntos por el Cambio. Y allí vio el oficialismo la oportunidad de volver a ser mayoría. Pero tuvieron un error de cálculo y no se atuvieron a la ley de paridad: presentaron el pedido de asunción de la siguiente suplente, Laura Sequeira. La sesión del 2 de julio tuvo tres horas de debate en las que nunca se habló de la rendición de cuentas deficitaria. Todo giró en torno a cuestiones administrativas y técnicas de si podía asumir Mujica -ya que había llegado para votar el balance económico del que participó en la presentación por su rol en el Ejecutivo- y quién debía reemplazar a Lastape. En reconocimiento del error, fueron a buscar al siguiente varón suplente de la la lista: hicieron ingresar por el pasillo lindero del recinto a Oscar Hermógenes Sánchez. Pero nuevamante, el resto del cuerpo se opuso ya que no estaba pedido su ingreso en el orden del día.

Con Mujica en la banca sumaban un voto, pero necesitaban otro más y ya se habían sellado las dos alternativas que quedaban. Allí fue cuando el presidente del bloque, Martín Endere, acusó a la oposición de tener “un comportamiento antidemocrático” y anunció “nos vamos a retirar del recinto”. Los concejales se pararon y salieron. Incluyendo al Presidente.

“Lo más inaudito es que quien convoca a la sesión se haya retirado haciendo un acto de total invalidez en el cargo que ocupa” dijo Guillermo Santellán minutos después.

Cenizo volvió a convocar a sesión para el sábado 4 de julio. Oscar Sánchez asumió como concejal y le dio el voto que necesitaba Galli: la rendición de cuentas 2019 se aprobó por mayoría.

Y en la previa, como si este postre necesitara más frutillas, Galli dejó una frase desafortunada de la que se arrepintió poco después: en una entrevista con Radio Olavarría sobre la salida de Arouxet del bloque consideró “una moda” acusar a los hombres de violentos.

Más rupturas: en la principal bancada opositora

Esta sigue fresca aún: el pedido de suba de casi el 100% de la tarifa de agua de Coopelectric generó una implosión en el Frente de Todos. Germán Aramburu y Alicia Almada, con sus bemoles a la hora de explicar las razones, apoyaron el incremento. Se denunciaron presiones y pedidos de cambiar la decisión. Nada prosperó y la votación salió 11 a 9.

En la sesión del Presupuesto 2021, Almada y Aramburu -cada uno con su estilo- les dedicó un párrafo a sus ¿ex? compañeros de interbloque. Desde el Frente de Todos dejaron en claro -citando a Perón, a Cristina, a Alberto y demás- que si votaron así, no son parte de la coalición. Desde Renovación Peronista, en cambio, admitieron que no fueron echados oficialmente. Parece un final cantado, pero abierto. Muchos enojados con la actual conducción del Frente de Todos comenzaron a reunirse y pensar “alternativas”. La última se llama “La Corriente” y es encabezada por Adriana Capuano y Sergio Milesi. Se viene un 2021 laaargo…

En lo estrictamente legislativo, las idas y venidas hicieron que Cuidemos Olavarría y UCR acompañaran el cálculo de gastos para el próximo año y, otra vez, el oficialismo se imponga de forma ajustada. También hubo enojo con ellos, sobre todo un sector de las localidades que asistió a la sesión y presionó el rechazo hasta tanto no haya partidas presupuestarias para los pueblos que conforman el Partido. Todo se aprobó tal como está, es decir, sin dinero destinado.

De todos modos, y para no señalar que todas son malas noticias, el Municipio finaliza el 2020 en superávit, remontando un difícil número que había quedado de la Rendición de Cuentas anterior. “Si, pero no hicieron obras” dijo un malo de la política. Cada crisis es una oportunidad, dirán los militantes de las frases de almanaque.

Luces azules que vienen marchando

Fueron tres movilizaciones en dos días a principios de septiembre en Olavarría. Empezó en el conurbano y hubo réplicas en casi todos los distritos de la Provincia. El Comando de Patrullas primero y con apoyo de más divisiones después, los policías bonaerenses se movilizaron con reclamos salariales.

Bocinazos y marchas por el centro de la ciudad con concentración en la Estación Departamental y en el Palacio Municipal. Nunca antes visto: quejas por los sueldos y las condiciones laborales de la Policía se escuchan habitualmente, pero los miembros de la fuerza de seguridad nunca habían llegado a tamaña acción coordinada.

Al tercer día de protesta en territorio bonaerense -que incluso llegó a la puerta de la Quinta de Olivos-, el gobernador Kicillof hizo un anuncio que aplacó los ánimos: llevó a 44 mil pesos el salario de bolsillo de 39.500 oficiales; triplicó el valor de las horas extra y subió el monto para adquisición de uniformes. Ningún policía fue sancionado por protestar.

Los fondos para pagar este incremento vinieron de una reforma de la coparticipación federal: terminó interviniendo el presidente Alberto Fernández -“depongan la actitud” le dijo a los policías- para quitarle fondos a Horacio Rodríguez Larreta y dárselos a Kicillof. Fernández hizo este anuncio rodeado de dirigentes bonaerenses, incluyendo intendentes de Juntos por el Cambio que, horas después lo cuestionaron y dijeron que sólo habían acudido al llamado del presidente sin saber de qué hablaría. Los gobernadores peronistas apoyaron la movida de fondos y hasta hubo pronunciamientos en favor de rediscutir la copartipación.

Larreta se mantuvo en silencio un día. Y al siguiente salió con todo: adelantó que llevaría el asunto a la Justicia con un discurso que lo posicionó como líder de la alianza opositora. “Nos sacan fondos de un día para el otro en medio de la pandemia”, aseguró y consideró que el anuncio presidencial “logró deteriorar lo que se había logrado en el momento en que el país más lo necesita” para señalar que “el país no saldrá adelante a través de la división”.

En Olavarría sí hubo sanción: fue para los efectivos que fueron a una de las marchas con un móvil de Control Urbano. El intendente Galli les cortó las horas adicionales.

El camping del Paseo Jesús Mendía

Fue, quizás, el momento más tenso en lo social del año. La “Mesa de Emergencia” instaló una -que se transformaron en al menos cuatro- carpa solicitando solución habitacional para siete familias que vivían en condiciones peores que un hacinamiento.

Las respuestas eran insuficientes y las asambleas comenzaron a ganar en asistencia de público, más allá de la pandemia. El Municipio abrió un pequeño canal de diálogo que tenía idas y vueltas, y menos avances que más.

Cuando el paisaje del Paseo Jesús Mendía comenzaba a habituarse a este tipo de protestas, una veintena de integrantes de la Mesa de Emergencia irrumpieron en el primer piso del Palacio San Martín en lo que se denominó como “una sentada pacífica”. Galli lo catalogó como “un intento de toma” y rápidamente fue relacionado con el MTE, Juan Grabois, los Etchevehere y un hecho similar en Junín. Finalmente, de parecido no tuvo nada.

El día de la sentada, todo explotó. En paralelo, una manifestación de jóvenes skaters denunciando abusos policiales en el skatepark derivó en una sumatoria de reclamos en las Puertas del Palacio San Martín. Tras un video que se viralizó y generó la convocatoria, la madre del joven agredido comenzó con un pedido de justicia por lo que le hicieron al joven que escaló a niveles preocupantes.

El Grupo GAD hizo el resto. Con la misión de “evacuar las escalinatas” del Palacio, reprimió con gas pimienta, y se transformó en uno de los días más violentos de todo 2020. En conclusión, autoridades municipales atendieron a la mamá del joven, se abrió un canal de diálogo con la Mesa de Emergencia, y todo fue volviendo a la normalidad.

Este canal de diálogo mostró una solución parcial que se transformó en definitiva a los pocos días. Hubo un final tranquilizador para las familias y se levantó, un mes después, el acampe. En el medio, a su vez, hubo una denuncia (pública) de venta de terrenos por parte del Estado a militantes de la línea gobernante, hecho que no se comprobó pero que tampoco tomó estado judicial. Un final raro para una de las problemáticas más agudas de los últimos años: el acceso a la tierra.

No va que levanta la Mesa de Emergencia…y aparece el Sindicato de Trabajadores Municipales con su carpa. Reclamo paritario, tres semanas instalados, celebración del Día de la Militancia con bombas de humo, mucha Marcha Peronista, Rock del municipal…y acuerdo salarial, venta de un importante predio para “construir viviendas sociales” (una ganga, se pagó con una deuda que mantiene la comuna con el gremio) y fin del conflicto. El Paseo Mendía fue la envidia del camping de Colonia San Miguel.

Se tiran con fotos con Alberto Fernández

El último tramo del año dejó a Olavarría como escenario de un conflicto de escala nacional: AOMA enfrentó a Loma Negra por el encuadramiento de los trabajadores de la cantera Minerar, proveedora de la piedra caliza. Este choque se materializó en un paro en la cantera justo cuando se consolidaba la tendencia de suba de los despachos de cemento que superaba los índices mensuales interanuales.

Y justo también, semanas después de que el propio presidente Fernández formara parte del acto del Día de la Construcción que tuvo como escenario a L´Amalí II con la plana mayor de los empresarios del rubro.

Ese acto también dejó tela para cortar en el plano nacional desde Olavarría: la cámara le reclamó al presidente un plan de inversiones -especialmente en viviendas-, transparencia en las licitaciones, y un corte “amistoso” con las contratadas por Macri para las PPP. El Presidente de la Nación retrucó con la aplicación de la “Ley de Desabastecimiento” por el faltante de materiales de construcción que, aseguró, se debía a intenciones especulativas.

Todos en el acto se autopercibieron “víctimas” del desabastecimiento. Incluyendo a Gerardo Martínez, el líder nacional de la Uocra que jugó de local en L´Amalí II. ¿Quién no estuvo? AOMA, el sindicato de los mineros, que ya le había declarado la guerra a Loma Negra.

La cuestión es que con la medida de fuerza en Minerar, Loma Negra anunció que paraba dos hornos en L´Amalí I y que no vendería más cemento. Incluso el CEO, Sergio Faifman, habló en todos los medios de Olavarría para cuestionar a los sindicalistas. El titular de AOMA nacional, Héctor Laplace, salió en respuesta. La discusión se dirimía en el Ministerio de Trabajo de la Nación. Pero ponía en jaque la continuidad de las obras públicas en el país.

La discusión duró dos meses aproximadamente, aunque la parte más cruda del conflicto se extendió por unas dos semanas. Al final hubo acuerdo: Loma Negra aceptó cambiar el encuadre de casi 100 trabajadores de Minerar. AOMA se declaró conforme aunque dejó entrever que irá por más y cargó contra el ministro de Trabajo, Claudio Moroni. Por ahora, todos firmaron la paz.

Esta misma semana, los líderes de AOMA -Laplace y Santillán, por la seccional Olavarría- se mostraron en dos fotos que los posicionan en accesos al Gobierno Nacional: con Máximo Kirchner primero y con el propio Alberto Fernández, después. El diputado provincial César Valicenti fue el “armador” de estas reuniones.

“Una ciudad más justa”

Fueron las palabras que usó Alicia Almada, presidenta de la comisión de Género del HCD, para definir la aprobación del cupo laboral trans. En rigor se aprobó dos veces: la primera, por resolución allá por agosto. En esa ocasión Olavarría adhirió a la Ley 14.783 y su decreto reglamentario 1.473/19. A fines de noviembre se aprobó otra vez, por ordenanza: el Municipio destinará el 1% de su planta laboral a contratar -por etapas- a personas travestis, transexuales y transgénero para lo cual se creó un registro de aspirantes. La normativa original contemplaba la capacitación, pero como el oficialismo se negó a aprobarla, rápido en medio de las discusiones en el recinto, el Sindicato de Trabajadores Municipales que apoyó la ordenanza con participación en la sesión anunció que se haría cargo de las becas de formación.

El triunfo de los pañuelos verdes

El 30 de diciembre marcó el cierre del año legislativo nacional con una aprobación histórica: se legalizó la interrupción voluntaria del embarazo en Argentina. Se votó por mayoría -en ambas cámaras- el proyecto que envió el Ejecutivo Nacional y hubo festejos en todo el país de las militantes feministas que impulsaron la iniciativa y lograron instalar la temática en las calles. En Olavarría, el Paseo Mendía fue la sede de manifestaciones y festejos, con el “Pañuelazo”, y hasta la “polémica” de las luces verdes del Palacio Municipal.

El Grupo Dorrego

Galli jugó fuerte en la interna de Juntos por el Cambio y, además de integrar la mesa provincial del Pro, también formó parte del Grupo Dorrego, que son intendentes del espacio encabezados por Jorge Macri. Un Macri que quiere jugar en ligas mayores y comenzó a moverse en ese sentido. El Intendente se mostró cerca de Larreta, Vidal, Mauricio Macri y también Jorge Macri. Jugó con todos, veremos el destino del partido en las Legislativas. En el plano local, a un año de su segunda elección como intendente, formó una agrupación propia: “La 25 de Octubre”. Hasta ahora tuvo nulo impacto, pero es claro que el juego se armó para el 2021 electoral.

“No me gustan las sorpresas”

Fue lo que dijo el Intendente Galli a su esposa, mientras descubría un intento de hackeo a sus cuentas bancarias. Todo derivó en amenazas incluso con información precisa de los domicilios de toda su familia, en pedidos de que aparezcan “los 354 millones del déficit” y con la intervención de la Justicia en el tema. Nada que envidiarle a Carlín Calvo, uno de los tantos que se fueron de gira este año.

Una interna con 3 listas

La Unión Cívica Radical había convocado a elecciones internas en la Provincia, pero debió suspenderlas por la pandemia. Se harán en marzo próximo. La cuestión es que el escenario ya quedó planteado: en Olavarría hay tres listas. La gran sorpresa la dio la actual conducción local que dejó a Daniel Salvador y pasó a postularse con la oposición: Gonzalo Dolagaray es el candidato a presidente. En esta misma línea se postuló también Rubén “Bebe” Lanceta. Y la tercera lista, la única que va con el oficialismo provincial, tiene en primer lugar a Franco Illescas.

Una nueva voz

Por si fuera poco, 2020 es el año del nacimiento de Central de Noticias. En septiembre nos largamos a la aventura de tener nuestro propio medio de comunicación, después de algunos golpes duros en términos laborales, y con la convicción de que el periodismo pensado y hecho por periodistas es un aporte más que importante para Olavarría.

Gracias a todos por confiar en nosotros, a nuestros auspiciantes y a nuestros lectores. Brindamos por un 2021 con crecimiento y, sobre todo, ¡salud!