Paritaria de los judiciales: “La demora en las negociaciones es inaceptable”

La AJB reiteró la “exigencia de que se convoque de manera urgente a la paritaria para dar un cierre” a la paritaria 2020. Hicieron una presentación ante la Ministra de Trabajo provincial.


La Asociación de Judiciales Bonaerenses (AJB) busca cerrar la negociación salarial de 2020 y para ello elevó una presentación al Ministerio de Trabajo que encabeza Mara Ruiz Malec.

En la nota firmada por el secretario general de la AJB, Pablo Abramovich, se hizo especial hincapié en “la demora irrazonable en la que incurrió el gobierno provincial para darle continuidad a la negociación salarial de la última etapa del año, iniciada el 9 de diciembre de 2020, que trajo como consecuencia una nueva pérdida del poder adquisitivo del salario de las trabajadoras y trabajadores judiciales” se informó.

Luego de esa primera instancia, el Poder Ejecutivo convocó a una nueva reunión para el 29 de diciembre y frente al rechazo de la propuesta salarial “por insuficiente” hasta el día de la fecha no se ha formalizado nueva convocatoria para continuar las negociaciones pendientes.

“La demora impuesta por el gobierno provincial al desarrollo de las negociaciones no tiene justificación y resulta inaceptable. Pasaron casi veinte días desde la última reunión y la convocatoria no aparece. Por la falta de continuidad en el diálogo paritario tuvimos que cerrar el año con una medida de fuerza y esperamos que se produzcan avances para no tener que retomar las medidas los primeros días de febrero”, resaltó Abramovich.

Desde el gremio judicial resaltaron la necesidad de avanzar en una negociación que permita garantizar que los salarios de las y los judiciales no queden por debajo de la inflación. “Para lograr eso, el último tramo de esta paritaria debe cerrar entre el porcentaje de incrementos salariales acordados hasta el mes de noviembre (27%) y la inflación registrada durante el año 2020 (36,1%)” sostuvo el sindicato.

Asimismo, reiteraron la exigencia de incluir en la negociación la consolidación de un cronograma de recomposición del poder adquisitivo del salario que permita poner un freno al proceso de deterioro salarial operado durante los años 2018 y 2019, así como la restitución del 3% de antigüedad respecto de los períodos que al día de la fecha se liquidan por debajo de ese porcentaje.