Mientras se define la “competencia”, la causa por las vacunas sigue sumando elementos

En las últimas horas arribó el informe del service de la empresa que fabricó el freezer. La causa, por ahora, sigue en Olavarría.


Con la atención, y por qué no la expectativa, tanto en Azul como en Mar del Plata, la investigación que pretende dilucidar cómo y, más aún, quiénes se vieron involucrados en la pérdida de alrededor de 400 dosis de la Vacuna Sputnik, que debieron ser desechadas debido a un “desvío” en la cadena de frío, tal cual fue reconocido por voces oficiales a inicios del presente año.

 

Transcurrieron varias semanas y la investigación, liderada actualmente por la fiscalía 10 de nuestra ciudad, sumó numerosos elementos de prueba que permitieron, por ejemplo, que las actuaciones pasen a ser encuadradas como “delito contra la salud pública”, en los términos del artículo 200 del Código Penal, una figura que contempla penas de prisión que van de los 3 a los 10 años.

 

 

Sin embargo, en los últimos días las novedades colocaron la atención algunos kilómetros más allá de los límites del partido de Olavarría. Los motivos, al igual que los destinos, son dos. Por un lado Azul, vinculado con la denominada “competencia”, es decir si será el Fuero Federal o el Provincial el que seguirá comandando la investigación. Todo esto responde a la intención del Juez Federal Gabriel Di Giulio de comandar las actuaciones.

 

Fuentes consultadas por este portal narraron que esta cuestión aún no está resuelta. Explicado a grandes rasgos, el juez Federal aceptó el planteo de la competencia, pero resta aún conocer cuál es la postura del Fiscal Federal, que puede aceptar o recurrir. En caso de acompañar la posición, todo pasará en primera instancia a la actual fiscal de la causa, la doctora Viviana Beytía, para que también responda si está a favor o no. Luego será el juez de Garantías Carlos Villamarín quien tendrá la última palabra.

 

 

“Mientras tanto se sigue sustanciado la causa en el fuero provincial”, completó la misma fuente. En palabras más simples, todo sigue en Olavarría como el primer día. La causa actualmente comprende de 3 cuerpos, es decir alrededor de 600 fojas.

 

La otra ciudad clave en todo esto es Mar del Plata, donde especialistas de la policía Federal están llevando a cabo el análisis del DVR, es decir el dispositivo que almacenó las imágenes de las cámaras de seguridad del Hospital de Oncología, el sitio donde estaban las dosis y el freezer en cuestión. Esas pericias se iniciaron hace ya varios días, por lo que se especula que las conclusiones no demorarán mucho más en llegar.

 

 

Lo que sí llegó, tal cual fue confiado a este portal, es el informe realizado por personal de la firma que fabricó el equipo donde estaban almacenadas las vacunas. Si bien no trascendieron mayores precisiones, las conclusiones habrían sido similares a las expuestas por especialistas de la Facultad de Ingeniería, que en calidad de idóneos peritaron el freezer y el lugar de los hechos. También habrían comenzado a llegar respuestas a oficios pedidos a los ministerios tanto de Nación como de Provincia.

 

La investigación, entre otros elementos de prueba, ya cuenta con el informe emitido desde Coopelectric que confirmó un corte el día previo al descubrimiento de la pérdida de la cadena de frío, y se aguarda por la pericia al “data logger”, el dispositivo que realizó el seguimiento de la temperatura de las dosis. Por último, según se volvió a enfatizar, la investigación al momento no cuenta con personas imputadas.