Sin colación en los jardines, la jornada podría reducirse a la mitad

Lo advirtió el presidente del Consejo Escolar, Bruno Di Carlo, quien adelantó que elevará a la Provincia con un planteo formal: estimó que con alrededor de un millón de pesos por mes podría resolverse el problema. Además hizo un balance del inicio de clases en Olavarría.


Para el inicio del ciclo lectivo presencial en Olavarría, el Consejo Escolar trabajó tanto en el acondicionamiento edicilio -dando continuidad a planes y medidas desarrolladas previamente- como en la distribución de artículos de limpieza e higiene. Central de Noticias habló con el presidente, Bruno Di Carlo, quien hizo un balance del comienzo y apuntó además a un problema que se registra en el nivel inicial y que ha puesto en riesgo la jornada de 4 horas para los chicos.

 

En ese marco, dejó algunas críticas para la gestión provincial, sobre todo en lo referido a las previsiones para el regreso a los establecimientos, y destacó la labor en el plano local, centralmente en el avance de los arreglos de las instalaciones de agua y gas.

 

“Hay algo que no lo puedo entender y estamos haciendo las gestiones” dijo Di Carlo al relatar lo sucedido y adelantar que ya se ha reunido la información para enviar en breve “una nota a Provincia”.

 

Expuso que, según el protocolo que la Dirección General de Escuelas para los jardines de infantes -“el cual llegó el jueves antes del inicio de clases al lunes siguiente” subrayó- se prevé la entrega de una colación o merienda a los chicos. Sin embargo, desde el área de Desarrollo Social que asigna las partidas para el Servicio Alimentario, “no tiene contemplado cubrir esa merienda hasta tanto continúe la entrega de los bolsones” indicó.

 

Di Carlo tuvo en cuenta que, tras dialogar con directivos e inspectores, queda claro el objetivo de servir esta colación a los niños y con ello, hizo hincapié en que de no entregarse “hoy corre peligro que la jornada sea completa en jardín. De cuatro horas lo pueden reducir a dos horas y media”.

Bruno Di Carlo junto a otras consejeras en 2019.

En ese marco, lo consideró aún más grave al añadir que debido a que las “burbujas” previstas para los jardines son más chicas que las del resto de los niveles, “hay chicos que por ahí van a ir una semana al mes al jardín. Y reducirle la jornada es bastante importante. Sobre todo por el estímulo que reciben los chicos de inicial, más allá de lo pedagógico hago hincapié en lo social y psicológico”.

 

En cuanto a los planteos a las autoridades provinciales, desde el Consejo Escolar de Olavarría hubo comunicaciones telefónicas y en las próximas horas habrá una presentación formal.

 

Para esta último, se analizó el panorama local con cantidad de jardines y de niños por jardín, así como una estimación de las colaciones necesarias por día, por semana y por mes. “Pasamos el precio alternativo y no es un monto exagerado ni mucho menos. Armamos dos combos mensuales: uno por $ 856.000 y otro de $ 1.017.000 dependiendo de lo que se le quiera dar” explicó.

 

“Hay un desconcierto en Provincia. Han tenido un problema de comunicación y contacto” evaluó el consejero acerca de la respuesta recibida ante los llamados telefónicos.

 

El presidente del Consejo Escolar junto al intendente Galli en una inauguración durante 2019.

Productos de higiene y limpieza

 

“Tuvimos inconveniente con el tema de que nunca nos llegaron los productos de Provincia para las instituciones educativas, lo cuál también fue vox populi hace un par de semanas” dijo.

 

El Consejo Escolar ha reclamado por los artículos en febrero y este mes. Di Carlo contó que este miércoles recibieron una nota de las autoridades bonaerenses en respuesta a esas demandas. Allí les informaron que “la Provincia había tenido un problema con la página y también por parte de las empresas. Nos explicaron algunas cuestiones respecto al por qué no se entrega, con los problemas con las empresas que licitaron. Aunque la licitación se hizo en agosto de 2020 y pasaron ya 7 meses”.

 

Señaló que nunca se recibieron “máscaras y botas”, y que “a último momento, una semana antes del inicio de clases” enviaron al Consejo local una partida para la compra de “máscaras, lavandina, detergente”. Añadió que en febrero, se había hecho una entrega de alcohol en gel y jabón líquido, “y las despensas que tienen que llegar de provincia para colocar eso nunca llegaron”.

 

El presidente se quejó de que “en el medio siempre queda el Consejo”, para señalar que desde cada escuela les llegan los reclamos a la institución local – “es lógico porque siempre somos los primeros que estamos al frente” consideró- y enfatizar en la responsabilidad de la gestión bonaerense en el manejo de la distribución. Interpretó que si se descentralizara la compra y se le enviaran los fondos al Consejo Escolar local, se habría cumplido con todas las entregas.

 

Arreglos edilicios

 

-¿Cómo se vio desde el Consejo este reinicio de clases presenciales y cuál es el balance de estos primeros días?

 

-En principio del trabajo que ya veníamos realizando desde el año pasado en la mayoría de las instituciones educativas de Olavarría, pensando en la vuelta a la presencialidad, trabajamos mucho en las filtraciones, problemas eléctricos, problemas en las instalaciones de gas. Hicimos más de 35 revisiones en instalaciones eléctricas de las escuelas y es un trabajo que venimos proyectando desde mediados de 2019 y se continúa este año.

 

También hicimos mucho hincapié en el agua, escuelas que tenían inconvenientes con la presión colocamos tanques cisternas y bombas. Y principalmente también la adaptación y el trabajo de reparación de los sanitarios. Ese mismo trabajo lo continuamos durante el verano. Si bien cuando los directivos y docentes volvieron a las instituciones se encontraron con alguna situación que no tenían contemplada así que tuvimos una semana bastante movida antes del reinicio de clases. No tenemos ningún inconveniente grave que haya imposibilitado el reinicio de clases.

 

¿A qué te referís con que se encontraron con situaciones que no tenían contempladas?

 

Me refiero a que el año pasado hicimos una solicitud a los directivos en el medio de la cuarentena: que cada vez que iban a una institución educativa trataran de hacer circular el agua. Más allá de que nosotros hicimos limpieza de tanques en el último trimestre de 2020 y lo hacemos ahora nuevamente, el tema de la circulación del agua es para que no se estropeen las canillas. Es algo pequeño pero que puede generar un gran problema. Y en la vuelta nos ha complicado esta situación que por ahí es fácil resolver, pero si hay pérdidas de agua es un riesgo de quedarse sin agua en los tanques y eso es un causal de suspensión de clases.

Se hizo hincapié en la limpieza de tanques de agua. Foto: Consejo Escolar.

 

-Respecto del gas, ¿se recibió el fondo de gas que se envía a principios de año?

 

-Venimos trabajando con el tema de revisión de gas que se hace en paralelo con Camuzzi. Si bien no tenemos inconvenientes de escuelas con pérdidas de gas, había instituciones educativas sobre todo las más viejas que por ahí las tenemos en siete u ocho puntos y para que Camuzzi las apruebe con toda la instalación de gas tiene que estar 10 puntos. Venimos haciendo ese tipo de trabajo. Recibimos el fondo compensador, el que manejamos dentro del Consejo Escolar para más de 35 inspecciones de gas, y a su vez en el último trimestre del año pasado nos llegó una partida de provincia, para hacer mejoras y tenemos escuelas en obra con agregado de rejillas de ventilación o las llaves de corte. Hemos cambiado calefactores, ya que a su vez este año no llegó una partida especial para pruebas de hermeticidad y cambio de calefactores.

 

-¿Respecto de las obras más grandes, qué se prevé para este año?

 

Enviamos como cada diciembre de todos los años el listado correspondiente de lo que llamamos el “riesgo inicio”, las escuelas que están más complicadas o las que más costos tienen para llevar adelante una obra. Hay cinco o seis escuelas que son las más comprometidas y necesitaríamos que nos manden las partidas correspondientes para trabajar y poner en condiciones lo antes posible.

 

-¿Cuáles son, se pueden mencionar?

 

No tengo el listado ahora. Hay de primaria y de secundaria y hasta el Conservatorio de Música.

 

-Hace unas semanas se planteó el problema del CEAT N.º 1 y su rechazo a la mudanza a la Escuela 502. ¿Hubo avances con ese tema?

 

El Ceat está ubicado hasta el día de hoy en una casa que no es propiedad de la Dirección General de Escuelas. Es una casa alquilada. El propietario decidió que no continuará alquilandoló, tuvimos la mala fortuna de que nos dijera que no y a mitad del año pasado empezamos a trabajar para ver adónde se podía llegar a ubicar la institución. Teníamos un ala libre de la escuela 502, entonces tomamos la decisión con los inspectores y con los directores de trasladarlos. Se programaron varias obras para poner en condiciones el lugar y adaptarlo. Desde el mes de septiembre o en octubre empezamos a trabajar sobre todas las cuestiones que nos habían solicitado.

El personal del CEAT en recorrida por la Escuela 502.

Hacia el mes de diciembre nos pidieron una puerta antipánico que la iban a utilizar como salida de emergencia, una rampa que la llevamos adelante durante el verano y después nos fueron haciendo más pedidos que cumplimos todos. La mudanza ya está programada y si dios quiere será el sábado.

 

Después de todo este tema mediático, yo hablé con la directora y con docentes de la institución. Les dije todo lo que habíamos hecho nosotros. En una nota vi que habían dicho como que nosotros no íbamos a poner plata y es al contrario: siempre cubrimos los gastos y estamos abiertos al diálogo para las necesidades de la institución. Se hicieron todas las cosas y hasta el día de hoy se hacen trabajos como por ejemplo el gas. Es una institución que ya está preparada para tener la inspección de Camuzzi.