“Estamos peleando estas tierras, y no nos vamos a ir, no nos vamos a cansar”

La Asamblea de la toma del barrio Lourdes ratificó su posición de mantenerse y denunciaron falta de respuestas del Municipio. “No queremos subsidios, ni plan de materiales, cosas que hacen para que nos conformemos” dijeron e indicaron las complicaciones diarias de sostener la toma. 


Tras el relevamiento de la Mesa de Diálogo integrada por el Municipio y la Provincia, los vecinos de la Asamblea de la toma del barrio Lourdes ratificaron su postura, insistieron con su propuesta y dejaron en claro que no se irán hasta tanto haya una cesión de los terrenos.

 

La conferencia de prensa fue encabezada por una de las vecinas delegadas de las manzanas de la toma. Señaló que hace 15 dias que no hay respuestas a pesar de que llevaron una propuesta tanto al Municipio, la Fiscalía y el Concejo Deliberante: “Propusimos la cesión de terrenos, hacer el loteo, la nivelación, poner una cooperativa de bloquera para poder construirnos nuestras casas y no hemos recibido muchas respuestas”.

 

 

Confirmó la llegada del relevamiento de la Mesa de Diálogo y señaló algunos diálogos con los funcionarios Diego Robbiani y Mariano Ciancio: “nos dijeron que no puede ser porque este es el pulmón del barrio. Si este es el pulmón del barrio, ¿para qué están los zanjones? No queremos que nos regalen los terrenos, si no pagar una cuota fija de dos mil, tres mil pesos” denunció otro de los delegados.

 

Señaló que “poder se puede, tiene que haber voluntad” y confirmó que “hoy fueron censadas aproximadamente 100 familias, situaciones terribles”.

 

Al detalle, los delegados señalaron que “hay 3 familias desalojadas, 3 mujeres embarazadas que vienen a pasar la noche, dejan sus hijos con algún familiar pero no tienen techo donde vivir. Las chicas pelean por sus derechos. Tampoco quieren que venga minoridad a sacarle los nenes por la situación. Quieren que se les de un terreno para poder construir”.

 

 

Indicaron que las respuestas, hasta ahora, que “le han dado subsidios para alquilar por 6 meses, pero es una miseria lo que te dan y ni siquiera se puede pagar el total del alquiler”. Adelantaron además algunos casos de familias que están por desalojar.

 

“Estamos peleando estas tierras, y no nos vamos a ir, no nos vamos a cansar. No queremos subsidios, ni plan de materiales, cosas que hacen para que nos conformemos. No vamos a querer eso, vamos a lucharla hasta lo último y hacer que cada vecino tenga su techo digno”.

 

Informaron, también, que se quedarán “todas las noches” que sean necesarias, y que “los chicos quedan con familiares en otros lugares y nos quedamos todos los grandes”.

 

 

Una de las críticas realizadas al intendente Galli es que “el terreno no es habitable, ¿por qué? Dicen que están con montañas, piedras, pero ellos tienen las herramientas, máquinas, retroexcavadoras, niveladoras, tienen todo para ayudar a la gente. Galli no tiene un problema acá, tiene 100 problemas, que son las familias”.

 

“Queremos una solución, la gente pasa hambre, frío. Trajeron un baño después de dos semanas. Entre todos hicimos una cooperativa y de repente la gente empezó a ayudar al barrio. Sabemos cómo está la situación, tratamos de usar tapaboca, alcohol en gel, el Municipio de voluntad nada, cero” continuaron las críticas.

 

En este punto, criticaron la reunión de la Mesa de Diálogo del martes pasado, con funcionarios locales y provinciales: ningún vecino fue citado, fue todo entre ellos. ¿Cómo saben lo que necesita un vecino si no son convocados? Estamos desamparados, nadie nos dijo nada. La propuesta fue anticipada para que vean que estamos proponiendo algo. Hay mujeres sufriendo violencia de género y están acá, y ellos les dan la espalda”.

 

 

Para cerrar, tras el aplauso de las familias presentes en esta conferencia, confirmaron que en caso de que se realice un desalojo, realizarán un acampe en las puertas del Municipio “por tiempo indeterminado”.