Donación de respiradores: “Es un gran aporte a la salud de Olavarría”

Lo destacó el intendente Ezequiel Galli. Este viernes se recibieron seis equipos donados por Alan Nogueira y Ana Romina Delapena, y por la fundación de la Universidad Nacional de Rosario.


Este viernes se recibieron en el Hospital Municipal “Héctor Cura” los respiradores donados para tratamiento de pacientes Covid, los cuales tienen sus respectivas máscaras y cascos. Se trata de cuatro equipos aportados por dos empresarios olavarrienses y otros dos, por la fundación de la Universidad Nacional de Rosario, que desarrolló estos equipos con la empresa proveedora, Inventus.

 

Se sumarán a las áreas de Guardia y de Terapia Intensiva, tres en cada una, para atender a pacientes que requieran asistencia respiratoria.

Se trata de la donación impulsada por Alan Nogueira y Ana Romina Delapena, ambos nativos de Olavarría y radicados en Estados Unidos. A través de la empresa “Arcos” llevan adelante un proyecto de inversión de 90 millones de pesos vinculado con el deporte en Olavarría.

 

Para presentarlos estuvieron el intendente Ezequiel Galli y el secretario de Salud, Germán Caputo, además de Diego Mustafá por la empresa Arcos y Alejandro Palma, de la firma Inventus, quien además brindó una charla para los profesionales del Hospital a fin de evacuar dudas sobre el uso.

 

 

“Es un gran aporte a la salud de Olavarría, de Alan desinteresadamente, y la verdad que lo valoramos mucho” destacó el intendente.

 

Aclaró que los equipos “no son los respiradores convencionales que usamos para respirar acá en la asistencia respiratoria mecánica en los pacientes. Pero es un equipo que está funcionando en muchos lugares y que puede ser el paso previo para evitar que el paciente entre al respirador, así que obviamente agradecemos profundamente a Alan”.

 

Alejandro Palma destacó que “somos los que hicimos el desarrollo del respirador en conjunto con la Fundación de la Universidad Nacional de Rosario” para explicar que “el equipo tiene un método de ventilación invasiva que se controla por volumen y el método de alto flujo, que es lo que permite conectarlo con el casco que es como una especie de escafandra que permite que el paciente respire constantemente con presión positiva”.

Mantuvo charlas con el personal de electromedicina y con los médicos para brindar información sobre su funcionamiento.

Palma indicó que se desarrolló una aplicación para “observar los parámetros” de los equipos: “permite hacer el monitoreo de todas las imágenes y, lo principal, es que permite que un solo médico pueda hacer el seguimiento de varios pacientes al mismo tiempo y no necesariamente tiene que ingresar a la sala”.

En tanto, el secretario Caputo valoró que es “un respirador no invasivo, es mucho menos agresivo para el paciente y hay determinados pacientes que pueden llegar a acceder, los cuales no pueden acceder a un respirador invasivo mecánico. Entonces retrasaría un ingreso al respirador o probablemente solucione el problema antes de que el paciente ingrese al respirador”.

 

 

Por último, Mustafá explicó que “Alan y la esposa están construyendo un complejo deportivo muy grande. Siempre poniendo foco en la parte social, cosa que después vamos a hablar con Ezequiel tratando de que en las horas de repente las canchas no se usan se pueda hacer alguna acción social”.

 

Detalló que la iniciativa de Arcos en Trabajadores y Urquiza consistirá en la construcción de “cuatro o cinco canchas de fútbol” con restaurant y salón de eventos.