Concejales de la comisión de Hacienda se reunieron con la secretaria Bezzoni

El encuentro tuvo como eje central el análisis de la Rendición de Cuentas 2020. Eduardo Rodríguez expuso las “preocupaciones” que le presentaron a la funcionaria por la economía municipal.


Los concejales de la comisión de Hacienda se reunieron este jueves con la secretaria de Economía y Hacienda, Eugenia Bezzoni, en el marco del análisis de la Rendición de Cuentas 2020.

 

El encuentro tuvo lugar en el Palacio San Martín donde estuvo la presidenta de la comisión, Celeste Arouxet (Radicales en Juntos por el Cambio) y los concejales Fermín Ferreira, Cecilia Krivochen y María José González (Juntos por el Cambio), Mercedes Landívar, Guillermo Santellán y Eduardo Rodríguez (Frente de Todos), Germán Aramburu (Renovación Peronista) y Victoria De Bellis (Cuidemos Olavarría).

 

“Muy buena reunión” evaluó Eduardo al cierre del encuentro en una charla con medios locales donde tuvo en cuenta que los concejales mantienen en estudio el tema para el tratamiento que se dará “en los próximos días” dijo.

 

El representante de Foro Olavarría resaltó la “total disposición de la secretaria para responder las preguntas junto con la contadora municipal”.

 

En cuanto al balance económico del año pasado, señaló que “de acuerdo al artículo 43 del Rafam del decreto 2580 tiene un resultado positivo de 132 millones y de acuerdo al artículo 44 tiene un resultado negativo de 42 millones”. El concejal valoró que “está claro que han tenido un resultado positivo” para contrastar con la rendición de cuentas anterior “ha sido un esfuerzo de la gestión en tratar de recomponer los números tan desastrosos que se dieron en 2019 con ese déficit histórico”, en referencia a los 354 millones en negativo que dio el balance del año previo.

 

Consultas

 

Rodríguez comentó que en la charla con la funcionaria Bezzoni se expusieron “algunas preocupaciones” de los concejales “por la ejecución de servicios, en particular ha sido un año de muy baja inversión en capital”.

 

“La funcionaria ha argumentado que en realidad el grueso de los recursos han sido girados obviamente a la atención del área de salud” agregó.

 

No obstante, el concejal del Frente de Todos apuntó por un lado al gasto en personal –“sigue siendo muy alto, el 66% de los ingresos corrientes con un aumento inclusive en la planta de personal”- y, por otro, a la “complejidad” que planteó la pandemia para la gestión local. “Es cierto que gestionar en un año de pandemia y con un sistema tan importante como es el sistema de salud en nuestra ciudad y el impacto que tiene el hospital municipal adquiere complejidad” expresó.

 

También se refirió a que “hubo un comportamiento muy importante del contribuyente olavarriense porque el índice de cobrabilidad de las tasas ha caído muy poco” ya que se mantuvo en 62% general, aunque en el inicio de la pandemia “el Derecho de Explotación de Canteras tuvo una caída muy importante porque no habido actividad”, y recién se equilibraron los ingresos hacia fin de año.

En ese sentido, subrayó que “cada vez más el Municipio es dependiente de este recurso extraordinario”. Evaluó que “hacen falta medidas no técnicas ni contables, según entiendo yo, sino políticas para que Olavarría revierta eso y pueda disponer de los fondos del Impuesto a la Piedra para inversión pública”.

 

Más adelante, Rodríguez señaló que la recaudación de la Tasa de Servicios Urbanos “no alcanza para cubrir el contrato de Malvinas” con lo que consideró que “habrá que revisar en la próxima licitación cuál es el servicio que debe ofrecerse y cuál es el costo verdadero de este servicio”.

 

Lo mismo sucede con la Tasa de Protección Ciudadana, cuya recaudación es menor a la inversión municipal en seguridad. “Estamos hablando de 195 millones de pesos entre Monitoreo y seguridad contra 42 millones de pesos que se recaudan por las tasas” detalló.

 

Ante la consulta por la postura crítica del Frente de Todos ante la gestión de Ezequiel Galli, el concejal mostró cierta contemplación del contexto: “hay que entender que fue un año distinto históricamente distinto, más allá de plantear aquellas visiones que venimos planteando en todas las Rendiciones de Cuentas sobre las discusiones de algunos aspectos de fondo de la gestión municipal”.