Quedaron detenidos los dos acusados por el violento asalto en Pueblo Nuevo

Así lo resolvió en las últimas horas la jueza Fabiana San Román, ante el planteo de la fiscal María Paula Serrano.


Los dos acusados por el violento asalto que el pasado fin de semana se registró en el barrio Pueblo Nuevo ya se encuentran en calidad de detenidos, según fue resuelto en las últimas horas por la jueza de Garantías Fabiana San Román, quien acompañó el planteo que días atrás había sido elevado por la fiscal de la causa, María Paula Serrano.

 

 

Se trata de Diego Ibarra y Pablo Díaz, ambos imputados por el delito de “robo doblemente agravado, por su comisión con arma de fuego y escalamiento”. Sin embargo, el primero de los mencionados es quien afronta una situación procesal mucho más compleja, ya que también afronta cargos por los delitos de “portación ilegal de arma” y “coacción agravada”.

 

Estas dos últimas figuras se desprenden de hallazgo del arma que habría intentado esconder entre unas plantas, sobre el acceso a un complejo de departamentos, a pocas cuadras del lugar de los hechos. Las pericias sobre la misma arrojaron que era apta para el disparo.

 

 

Momentos más tarde, cuando fue imputado y notificado de las actuaciones en su contra, Ibarra se negó a declarar y actualmente permanece alojado en una seccional policial local, pero a partir de esta resolución podría ser trasladado a otros calabozos.

 

El otro acusado, Pablo Díaz, permanece internado en el Hospital Municipal tras haber recibido un disparo en el rostro por parte de una de las víctimas. Desde la fiscalía se aguarda por la evolución en su condición médica para poder indagarlo.