Pidió declarar el acusado por el violento ataque en Parque Sur

Así se lo hizo saber a la fiscal de la causa, que lo indagará la semana próxima. La acusación es por tentativa de homicidio.


El acusado por el violento ataque ocurrido días atrás en el parque Sur, que tuvo como víctima a una joven que fue agredida con un martillo, pidió declarar y dar su versión de los hechos ante la fiscal de la causa, la doctora María Paula Serrano, quien lo indagará la semana próxima, según fue confiado a Central de Noticias por fuentes vinculadas con la investigación.

 

 

De acuerdo con lo que logró conocer este portal, todo se enmarca en el artículo 317 del Código Procesal Penal bonaerense, que le confiere al imputado, en este caso Eduardo Luna, la posibilidad de declarar cuantas veces quiera, “siempre que su declaración sea pertinente”. El dato a tener en cuenta es que cuando tuvo la oportunidad hizo uso de su derecho de negarse, por lo que ahora cobra tanto relevancia como interés saber cuál será versión de los hechos.

 

La audiencia fue pautada para el próximo jueves. Luego, tal cual lo marca el propio Código Procesal, será momento de “evacuar las citas” que el imputado declare. Vale recordar que la acusación en su contra es por los delitos de “homicidio agravado criminis causa en grado de tentativa” y “robo agravado por su comisión con arma impropia”, en concurso ideal de acciones.

 

 

Según fueron entendidos los hechos desde la fiscalía 4, el ataque fue consumado con un martillo, situación que da marco y fundamento a la última acusación. La primera, y más gravosa, da cuenta que el agresor habría buscado dar muerte de la víctima para asegurarse la comisión del robo, más precisamente dos teléfonos que luego fueron recuperados y que por estas horas se erigen como las principales evidencias de la instrucción.

 

Luna fue detenido días atrás luego de un giro en la hipótesis central de la causa, al punto que en el inicio de las averiguaciones había sido detenida otra persona, a la que se le había hallado uno de los celulares de las víctima, quien inclusive lo había señalado en una rueda de reconocimiento. En esa pericia la joven había aclarado que lo recordaba algo más grande en cuanto a la edad, sospecha que confirmó cuando fue Luna la persona a la que se sometió a rueda de reconocimiento