Baglietto y Vitale: un show emocionante en el Teatro Municipal

El dúo Baglietto y Vitale se presentó el pasado jueves en el Teatro Municipal luego de un año sin pisar escenarios. Todos los detalles de un show emocionante.


Por: Danisa Jaime 

 

Los artistas Juan Carlos Baglietto y Lito Vitale se presentaron el pasado jueves en el Teatro Municipal para festejar 30 años de música y amistad. Pasó un año sin pisar escenarios debido al contexto de pandemia por Covid 19 y Olavarría fue el lugar elegido para el primer show de una larga gira por recorrer. 

 

El show comenzó puntual a las 21:00 con gran cantidad de público, la mayoría adulta, aunque algunos jóvenes se pudieron ver entre las butacas. Luego de dos horas de un repertorio de canciones que emocionaron a todos los espectadores, el show finalizó a las 23:00.

 

 

Baglietto se hizo cargo de las guitarras acústicas y la percusión, mientras Vitale hizo magia en el piano. Además, el dúo tocó con sus propios hijos, Jano Vitale en el bajo y Julián Baglietto en la batería. El cuarteto Baglietto-Vitale brilló y emocionó a su público con su repertorio de canciones. 

 

Entre las primeras canciones elegidas sonaron “Dios y el diablo en el taller” “D.I.G” “Príncipe del manicomio” y “Nada”, canciones que se encuentran en sus discos “Mas de lo mismo” “Postales del alma” y “Que más hacer en esta tierra incendiada sino cantar “. Luego seleccionaron del disco de música latinoamericana “Postales del nuevo mundo”, las canciones “Parao”  de Rubén Blades, “Que he sacado con quererte” de Violeta Parra y “Vámonos” de José Alfredo Jiménez.

 

 

Una de las partes más emocionantes del show fue la selección de tangos, entre los que sonaron “El día que me quieras” ,”Los mareados”, “Cafetín de Buenos Aires” y “Nostalgias”. Más tarde sonó un gran acústico llamado “Ese amigo del alma” y agregaron “Historia de mate cocido” y “Dorotea, la cautiva”. El público interactuó y  acompañó al dúo a cantar “Tonada de un viejo amor” y “El témpano”.

 

 

 

 

Finalizando el recital, los oyentes se quedaron con ganas de más y sonaron dos canciones finales: “Tratando de crecer” y cerraron con “Las cosas tienen movimiento” . “No trajimos discos para repartir por que no se usan más”, bromeó Lito Vitale.