Docente de la FIO participará de un Plan Nacional de Ciencia

La Doctora Bettina Bravo trabajará junto al reconocido científico Diego Golombek.


La docente de la Facultad de Ingeniería de la UNICEN e investigadora del CONICET, doctora Bettina Bravo, fue invitada a integrar un Consejo Asesor que acompañará la implementación del Plan Nacional de Ciencia y Tecnología en la Escuela, una iniciativa que busca fortalecer la presencia científica en los niveles inicial, primario y secundario.

 

La invitación llegó de la mano del reconocido doctor en ciencias biológicas y de amplia trayectoria en la difusión de la ciencia, Diego Golombek, actual director del Instituto Nacional de Educación Tecnológica (INET), perteneciente al Ministerio de Educación de la Nación.

 

Este Plan fue presentado días pasados entre el ministro de Ciencia, Tecnología e Innovación, Roberto Salvarezza; su par de Educación, Nicolás Trotta; la presidenta del CONICET, Ana María Franchi; la secretaria de Educación, Marisa Díaz; y el propio Golombek. En líneas generales, la propuesta activará la generación de contenidos, la formación docente, nuevos espacios curriculares y equipamiento didáctico. 

 

 

En este contexto, Golombek le indicó a Bettina Bravo que desde este Plan “queremos continuar con algunas de las acciones que han probado tener impacto, y también proponer unas nuevas que nos permitan mejorar la enseñanza de Ciencia y Técnica, y disminuir las enormes desigualdades que encontramos en este tema en el país”.

 

La invitación representa una gran emoción para Bettina, a quien le ilusiona poder participar en las discusiones que se dan en ese nivel, y más con un plan que, según sus palabras “comparto al ciento por ciento, sobre todo por su esencia, sus objetivos más amplios que implican intentar favorecer la alfabetización científico – tecnológica de todos los niños y jóvenes, reconociéndolo como un derecho que debe garantizarse con el aporte de distintos espacios sociales, incluida la universidad”.

 

Experiencia científica

 

Bettina forma parte de un grupo de docentes de Ingeniería que ya han implementado distintos proyectos de innovación didáctica y divulgación científica, pensados para el aula moderna.

 

 

Uno de esos se denomina “IPACT: Innovación curricular para la alfabetización científico-tecnológica”. Con distinciones a nivel nacional, este proyecto busca fortalecer la enseñanza de la física, la matemática y las nuevas tecnologías en los niveles educativos preuniversitarios. Además de promover una innovadora experiencia de aprendizaje de niños y jóvenes, apunta a favorecer la formación científica, tecnológica y didáctica de los docentes de ese nivel.

 

La doctora Bravo también participa del proyecto de divulgación científica conocido como “Eureka Juegos Conectados”, que exhibe sus propias distinciones a nivel provincial. A partir de un trabajo multidisciplinario en la FIO, la idea de Eureka se concretó con la instalación de la primera plaza científica de Olavarría, ubicada junto al Museo de las Ciencias. Allí, hamacas, toboganes, subibajas y calesitas invitan a aprender sobre física, matemática, química y tecnología de una manera informal y jugando.

 

Todas estas iniciativas, y la del Plan Nacional que está en marcha, estimulan la formación temprana y continua en ciencia y tecnología, lo que se traduce en ciudadanos capaces de pensar el mundo con ojos científicos, entendiendo sus fenómenos, alentando la inclusión y la igualdad de oportunidades.