#EmergenciaNiUnaMenos: 142 femicidios en los primeros 8 meses del año

El dato se desprende del informe elaborado por el Observatorio Mumalá. Se produjo una muerte violenta cada 26 horas. Además, 151 niñas, niños y adolescentes quedaron sin madre.


La organización Mujeres de la Matria Latinoamericana (Mumalá) presentó los datos de su relevamiento de femicidios Lesbi/Trans/Travesticidios durante lo primeros 8 meses del año.

 

Según los datos elaborados desde su Observatorio, se registraron un total de 219 muertes violentas de mujeres, travestis y trans en Argentina, 142 fueron femicidios. Lo que arroja el resultado de una muerte violenta cada 26 horas. El 56 % de las víctimas tenía entre 19 a 40 años.

 

Según el análisis de los datos presentados: 142 son femicidios, femicidios vinculados y trans-travesticidios; 32 son muertes violentas asociadas al género, vinculadas a economías delictivas y robos; 34 son muertes violentas de mujeres están en proceso de investigación (esperando autopsia y peritajes); y 11 son suicidios femicidas.

 

 

“En un contexto electoral dónde los discursos ganan terreno, estos datos nos bajan abruptamente a una realidad que no cesa: las mujeres y diversidades seguimos muriendo a manos de la violencia machista, indicaron.

 

Asimismo, en lo que va de este año, 151 niñas, niños y adolescentes se quedaron sin madre. En tanto, el 62% de los femicidios fueron cometidos en la vivienda de la víctima o en la vivienda compartida; y 6 de cada 10 femicidios fueron cometidos por parejas o ex parejas de las víctimas.

 

 

Respecto a las denuncias previas de situaciones de violencia, se informó que el 24% de las víctimas había denunciado a su agresor. El 15% tenía orden de restricción de contacto o perimetral y el 2% botón antipánico. A su vez, el 14% de los femicidas tenía antecedentes en violencia de género.

 

Otro de los datos aportados indica que el 13% de los femicidas eran integrantes de la fuerzas de seguridad.

 

 

Desde Mumalá afirmaron que “es responsabilidad del Estado garantizar la seguridad de las víctimas mediante la intervención integral de las instituciones públicas” por lo que “continúa siendo urgente la implementación de políticas públicas integrales hacia quienes se encuentran en situación de violencia de género”.

 

“Estos datos debieran interpelar sus cargos, acciones e inacciones, y tomar nuestras sugerencias, y se declare, la #EmergenciaNiUnaMenos, concluyeron.