Nuevamente advierten sobre secuestros virtuales y “cuentos del tío” en Olavarría

Así lo informó la SubDDI local. Explicaron la modalidad que utilizan los estafadores y pidieron extremar medidas en los denominados “Cuento del tío”. 


Este viernes, desde la SubDDI Olavarría informaron a los vecinos sobre un incremento en secuestros virtuales y cuentos del tío, y pidieron tomar medidas de prevención para evitar ser víctimas de este tipo de delitos.

 

Se informó que una de las modalidades es que se les intenta hacer creer a las víctimas que un familiar cercano (hijo o nieto) está siendo “secuestrado o robado” y que está siendo amenazado contra su vida o integridad física. El falso secuestrado sería liberado en caso de “hacer entrega de una suma dinero en forma inmediata la cual exigen la victima deje en determinado lugar habitualmente en inmediaciones del domicilio”.

 

Incluso, en algunos casos han amenazado a quienes reciben los llamados “diciéndole que la tienen vigilada e intimidándola para que entregue dinero” y también con que si cortan la llamada actuarán sobre el falso secuestrado. Justamente, al cortar la llamada se corroboraría fácilmente que el secuestro es falso.

 

Desde la SubDDI pidieron que no se brinden datos personales, cortar la comunicación y dar aviso al servicio de emergencias 911.

 

En paralelo, también confirmaron otras modalidades como la del “Cuento del tío” que consiste en notificar a las víctimas que recibirán un beneficio económico por parte del Estado. “Estas personas suelen presentarse como representantes de una entidad bancaria, solicitando a la víctima que no corte la comunicación y se dirija a un cajero donde le dirán como concretar el recibo de dinero”.

 

Allí, mediante “instrucciones engañosas” conducen a la persona a realizar una transferencia bancaria a otra cuenta, o incluso solicitar préstamos a través de los datos bancarios obtenidos de la víctima.

 

Desde la SubDDI recomendaron a la población no brindar ningún tipo de datos personales, ni bancarios, ni relacionados a tarjetas de crédito o débito a desconocidos, ya que dicha información puede ser utilizada para llevar adelante distintos tipos de defraudaciones.