“Me arruga la ropa”: ¿Por qué muchas personas no usan el cinturón de seguridad?

Seguramente te enteraste que el fin de semana largo que pasó dejó una serie de siniestros viales, lo que me despertó las siguientes preguntas, ¿qué nos pasa cuando manejamos? ¿por qué manejamos en condiciones inadecuadas? ¿por qué no tomamos las medidas de seguridad correspondientes? Cuando la excepción a veces es la normalidad.


Por Marcos Pascua (*)

 

Es un tema recurrente, hasta casi esperable, cada fin de semana largo nos informamos de algún siniestro vial, por supuesto que nos enteramos de aquellos que mayor conmoción causan, lo que no quiere decir que sean los únicos.

 

Uno de los hechos más repetidos por los medios el fin de semana pasado fue el siniestro que ocurrió en la ruta 2 a la altura de Chascomús, donde la totalidad de personas que iban a bordo del auto murieron en el lugar. Si bien las causas son materia de investigación, algunas declaraciones del personal que llegó al lugar del siniestro permiten suponer lo que pudo haber sucedido.

 

 

Uno de los detalles que trascendió es el que las cinco personas salieron despedidas del auto, lo que da entender que no tenían el cinturón de seguridad colocado. Una de las medidas de seguridad básica de los automóviles es el cinturón de seguridad, sabemos que nos puede salvar la vida en un siniestro, pero aún así muchas personas no lo usan.

 

En Argentina en los últimos años se ha avanzado mucho en el tema, se han hecho campañas de difusión, en los controles de rutina se marca que no llevar el cinturón de seguridad es una falta, pero según las estadísticas de la ANSV en un censo realizado en 2018, un 55% de los conductores y conductoras de nuestro país utilizaban el cinturón de seguridad, es decir un poco más de la mitad de las personas que conducen un vehículo. Si bien el informe de la entidad estatal es positivo porque aumentó el uso del mismo, el número sigue siendo muy bajo y es preocupante.

 

¿Por qué aún hoy siguen existiendo personas que se resisten al uso del cinturón? La fundación CEA presentó un informe sobre el uso del cinturón de seguridad y se encontró con los siguientes pretextos.

 

El cinturón no sirve para nada: Falso. Está demostrado que el cinturón de seguridad reduce en un 50% los fallecimientos en siniestros viales.

 

Existen personas que se han salvado por no llevarlo puesto: Hay estudios que han demostrado que existe una posibilidad en un millón de salvarse por no llevarlo puesto.

 

En la ciudad el cinturón no es necesario: un siniestro vial a 50 km/h en una ciudad también puede llegar a ser mortal.

 

No va a pasar nada: Bueno, en realidad nunca pasa nada hasta que pasa. Nadie está libre de un siniestro vial. Y generalmente, con un segundo basta para que ocurra una tragedia.

 

Los cinturones de atrás no son útiles: Esta es una idea que se ha mantenido en el tiempo. Pues hasta 1992 no era obligatorio utilizar el cinturón de seguridad detrás. Aun así, se ha demostrado que reducen la posibilidad de muerte, también de los ocupantes delanteros.

 

Hay gente que se ha salvado porque ha salido despedida del vehículo: Salir despedido del vehículo por no usar el cinturón de seguridad multiplica por trescientos la posibilidad de muerte, y por mil trescientos la posibilidad de lesión medular.

 

No hace falta el cinturón porque ya existen muchos sistemas de seguridad en el coche: Esta creencia también se ha mantenido en el tiempo, sobre todo con la llegada de los nuevos sistemas de seguridad y la tecnología en los automóviles. Pero la realidad es que ningún sistema sustituye al cinturón.

 

Está sobradamente demostrado que el cinturón de seguridad salva vidas, es llamativo que aún hoy sea necesario recordar la importancia de este elemento de seguridad, pero las estadísticas demuestran que aún así existen personas que no lo usan. Usalo, no corras riesgos innecesarios.

 

 

La excepción es la regla:

 

“Los primeros peritos que llegaron al lugar indicaron que el punto donde ocurrió el accidente era una recta y al momento del siniestro no había mucho tráfico y la visibilidad era óptima. Las hipótesis apuntan a una pérdida de control por parte del conductor.”

 

El siniestro ocurrió en una recta, con poco tráfico y con visibilidad óptima, lo que parece que son condiciones ideales para circular y llamativas para chocar, son las condiciones en las cuales se producen la mayoría de los siniestros.

 

Según la ANSV en el primer semestre de 2021 el 50% de los sinestros viales se produjeron en la ruta, preferentemente en rutas nacionales y el 47% de día. Si lo contrastamos con las estadísticas de CESVI, las mismas indican que el 63% se producen en rectas. Conclusión, la mitad de lo siniestros se producen en rutas, en rectas y de día. La excepción es la regla.

 

En vísperas del verano, las vacaciones y los viajes, si vas a manejar no te olvides de tomar las medidas de seguridad necesarias, revisá tu auto antes de salir, para eso acá tenés una guía. Si viajás con menores de edad, acá tenés algunas recomendaciones de como deberían viajar y vos que vas a manejar, descansá lo suficiente y no consumas bebidas alcohólicas.

Además, si conducís por muchas horas es recomendable hacer paradas de 15´ cada 2 horas o 200 km, respetá la velocidades máximas, llevá las luces encendidas, mantené la distancia de frenado correspondiente con los autos que van delante tuyo, evitá las distracciones y por supuesto vos y todas las personas que viaje ¡usen el cinturón de seguridad! No te olvides que un segundo es suficiente para que se produzca un siniestro.

 

Claro que estas medidas hay que tenerlas en cuenta siempre que te subas a un auto, sea en la ciudad o en la ruta, pero estos eventos llaman la atención y permiten recordar que las normas de seguridad a la hora de manejar no son una sugerencia, son obligatorias porque está comprobado que nos pueden salvar la vida.

 

Gracias por leer, nos vemos en 14 días.

 

Fuente: https://www.lavanguardia.com/motor/actualidad/20190409/461136424403/falsas-creencias-cinturon-seguridad-coche.html

 

(*) Ingeniero Civil-Tesista en Seguridad Vial- Promotor Comunitario de Seguridad Vial.