Paro de trabajadores de Malvinas: la empresa denunció en el Ministerio de Trabajo y en la Justicia

La concesionaria emitió un nuevo comunicado a poco del inicio de la audiencia convocada por la cartera laboral. Duras acusaciones hacia quienes realizan el paro.


Este miércoles se dio a conocer un nuevo comunicado de la empresa Transportes Malvinas, a poco del inicio de otra audiencia en el Ministerio de Trabajo en el marco del paro iniciado por los trabajadores. Ya se cumplieron 24 horas desde el inicio de la medida de fuerza.

 

La empresa sostiene que “un grupo reducido de trabajadores, han procedido a tomar de medidas de fuerza, bloqueando e impidiendo la salida de los servicios, violando de este modo, la conciliación obligatoria oportunamente dictada por el Ministerio de Trabajo”.

 

Así se dieron a conocer las medidas tomadas. “Hemos denunciado esta situación ante el propio Ministerio de Trabajo y paralelamente realizamos la correspondiente denuncia penal, solicitando la urgente intervención de la UFI de turno a los efectos de que se ordene la inmediata desobstrucción de nuestra base operativa y se desbloquee el ingreso al relleno sanitario” informaron.

 

La concesionaria dejó en cuestión la condición de trabajadores de los manifestantes al tiempo que los acusó de impedir el desenvolvimiento de quienes no se han plegado a la medida. “Estos ´trabajadores´ no han respetado ni a la empresa, ni a la agrupación gremial que los nuclea y que no los apoya en esta alocada aventura, se han puesto en contra de la gran mayoría de los trabajadores que, si quieren realizar sus tareas y que, mediante la utilización de la fuerza, la violencia, las amenazas y la coacción como metodología les impiden el ejercicio del derecho individual de trabajar” se indicó.

 

A continuación Malvinas afirmó que “no han respetado a la institución del Ministerio de Trabajo a quienes ellos mismos recurrieron, rompiendo intempestivamente la conciliación obligatoria oportunamente dictada. Han hecho caso omiso a las autoridades policiales quienes en reiteradas ocasiones les han solicitado el despeje del ingreso a la empresa permitiendo así la realización de los servicios, y fundamentalmente han tomado como rehenes a toda la comunidad de Olavarría privándolos de la prestación de un servicio público esencial como lo es la higiene y recolección de residuos”.

 

En este punto se tuvo en cuenta que este miércoles se realizará una nueva audiencia ante el Ministerio de Trabajo “a la que respetuosamente nos presentaremos y a la vez solicitaremos al Ministerio Público Fiscal ordenen, conforme facultades legales que posee, el inmediato cese de las acciones y desalojo de las instalaciones de modo de que se nos permita cumplir con los servicios a nuestro cargo, garantizando condiciones sanitarias y medioambientalmente a la comunidad toda”.

 

“Bajo ningún punto de vista expondremos a la mayoría de nuestros trabajadores que quieren cumplir su tarea a situaciones de violencia preservando siempre su integridad personal. Haremos todo lo que esté a nuestro alcance para la resolución de este conflicto en los plazos más cortos que sean posibles sin que ello implique ceder ante la extorción y la violencia” declaró la empresa.

 

Finalmente, expresaron “disculpas a los vecinos por las molestias ocasionadas y solicitamos no sacar residuos a la vía pública hasta que los servicios sean reanudados”.