Coopelectric recibirá un subsidio extraordinario de 96,6 millones de pesos

Se trata de un aporte total de 2.800 millones de pesos que el Ministerio de Infraestructura y Servicios Públicos otorga a las casi 200 distribuidoras eléctricas.


Las distribuidoras de electricidad de la provincia de Buenos Aires recibirán un subsidio para cubrir sus gastos de “mantenimiento e inversión”. Una de las beneficiarias es Coopelectric.

 

Lo determinó el Ministerio de Infraestructura y Servicios Públicos de la provincia de Buenos Aires a cargo de Leonardo Nardini y la medida se publicó este miércoles en el Boletín Oficial de la provincia de Buenos Aires.

 

Mediante la Resolución 1.918/21 se aprobó la asignación de fondos para las distribuidoras municipales de energía eléctrica con “el subsidio o aporte no reintegrable de carácter extraordinario aprobado por el Decreto Nº 1029/2021”.

 

Estos montos se consideran “como ingresos y a cuenta del Valor Agregado de Distribución (VAD)”. Tiene como destino “cubrir necesidades de mantenimiento e inversión para su aplicación al servicio de distribución” y también se estableció que pueden ceder los montos otorgados “para compensar y regularizar las deudas que se mantengan con los agregados tarifarios y/o con el sobrecosto de generación local (SGL)”.

 

El total de fondos aprobados para las casi 200 distribuidoras es de 2.800 millones de pesos y en el caso de Coopelectric le corresponden 96,6 millones de pesos.

 

La novedad se conoció un día después de que la cooperativa de Olavarría informara que aplicará la cuota capital con los cobros del mes próximo para “atender necesidades financieras impostergables”.

 

Emergencia y congelamiento

 

La resolución que dictó el Ministerio de Infraestructura provincial argumentó la decisión del otorgamiento de los subsidios en las disposiciones dictadas desde 2020 en adelante que establecieron distintas “emergencias” que alcanzaron a los servicios públicos y el “congelamiento tarifario” vigente.

 

Se repasó así que mediante la Ley Nº 15.165 se declaró “el estado de emergencia social, económica, productiva y energética en el ámbito de la Provincia de Buenos Aires” y con ello se suspendieron los aumentos de tarifas desde inicios del año pasado.

 

A su vez, poco después se declaró la pandemia de coronavirus con lo que se estableció la “emergencia pública en materia sanitaria” nacional y provincial la cual fue prorrogada y aún se mantiene vigente.

 

Basados en esta situación se dispusieron sucesivas resoluciones del Ministerio de Infraestructura que también mantuvieron “el congelamiento tarifario del servicio público de distribución de energía eléctrica”.

 

Ante este panorama, se dictó el decreto Nº 1029/21 que “asignó un subsidio, de carácter extraordinario $2.800.000.000, a las distribuidoras municipales del servicio público de distribución de energía eléctrica bajo jurisdicción de la Provincia de Buenos Aires, con destino a cubrir necesidades de mantenimiento e inversión para su aplicación al servicio de distribución correspondientes al año 2021”.

 

La aplicación de dicho decreto es la resolución dictada el 14 de diciembre pasado y promulgada este miércoles en el Boletín Oficial de la provincia.