Quedó detenido el olavarriense que tenía más de 2 kilos de cocaína

El Juzgado de Garantías Nº 2 avaló el pedido de la UFI Nº 19. Está acusado por “tenencia de estupefacientes con fines de comercialización” y “tenencia de arma de fuego de uso civil”.


Durante este fin de semana se conoció la decisión adoptada por la Justicia de Garantías en la causa penal que se sigue contra un olavarriense de 43 años en cuyo poder se hallaron más de 2 kilos de cocaína.

 

En este sentido, el juez Carlos Villamarín, del Juzgado Nº 1, avaló el pedido de detención que había solicitado el fiscal Lucas Moyano contra Paulo Martín Gómez de 43 años. Había sido aprehendido el miércoles en el marco de la realización de tres allanamientos y al día siguiente se efectuó la audiencia en la Fiscalía seguido de la solicitud de detención.

 

Tal como lo dio a conocer el fiscal Moyano, la investigación mantiene la hipótesis de que el acusado comercializaba estupefacientes “a toda la ciudad” mediante la modalidad delivery.

 

 

Gómez quedó detenido por “tenencia de estupefacientes con fines de comercialización en dosis fraccionadas destinadas al consumidor” y “tenencia de arma de fuego de uso civil”.

 

Uno de los allanamientos se concretó en la vivienda del acusado en Azopardo al 4500. Allí se halló más de dos kilos de cocaína en una bocha y en dosis fraccionadas, una cantidad de dinero en efectivo estimada en más de 100.000 pesos y una pistola calibre 22 con silenciador entre numerosos elementos. Además fue positivo otro procedimiento: en el auto Chevrolet Corsa, propiedad del imputado, que estaba en una cochera de Saavedra y Collinet, donde se hallaron más dosis de cocaína fraccionada para la venta. Hubo un tercer allanamiento, en Grimaldi Bis al 600.

 

Se estimó que en total la droga incautada está valuada en unos 9 millones de pesos.