Celeste Arouxet: “hay un déficit disfrazado de un superávit mentiroso”

En el marco de la Rendición de Cuentas denunció un “superávit mentiroso”, falta de inversión, de políticas de viviendas y de controles, entre varios aspectos.


La concejal Celeste Arouxet (Ahora Olavarría) también intervino en el debate por la Rendición de Cuentas 2021. Pidió la palabra y señaló que “estamos ante un nuevo atropello a las instituciones” en una sesión “donde la legalidad está ausente”. Y lanzó: “es vergonzoso lo que están haciendo. Les queda cada vez más grande la palabra transparencia”.

 

Respecto a la exposición del concejal Mujica, indicó que “no sabía si estaba en una conferencia de prensa de Germán Caputo o del concejal que había formado parte en su momento de la secretaría de Hacienda, porque lo que hicieron fue contarnos cómo fue la evolución del Covid y la pandemia, y hoy estamos tratando la Rendición de Cuentas y no la Emergencia Económica por Covid”.

 

Luego analizó los ingresos del Municipio en concepto de Coparticipación, Tasa de Seguridad e Higiene, Explotación de Canteras, Patentes, entre otras tasas. En ese sentido resumió que “el municipio en el 2021 incrementó los ingresos en un 59 por ciento contra una inflación que te carga en los gastos del 50,9 por ciento. Estamos hablando de 360 millones de pesos genuinos adicionales e incrementales a la inflación. ¿Qué nos pasó con esta plata? Lo de siempre, se esfuma”.

 

Y continuó: “del Presupuesto se ejecutaron casi 600 millones de pesos, es decir 160 millones de pesos menos de inversión” y concluyó: “vuelven a decir un superávit de 220 millones de pesos, si a ese superávit lo neteo por la inflación estamos hablando de cerca 145 millones de pesos. Y no invirtieron por 160 millones, entonces el superávit es la inflación que se comieron”.

 

Además, indicó que “tuvimos una recaudación en exceso de 360 millones, en todo caso el superávit del municipio de Olavarría en 2021 tendría que haber sido de 520 millones de pesos, declaramos 220. Yo me pregunto ¿dónde están los 300 millones de pesos?”.

 

“Siempre la misma historia. Todos los años un déficit disfrazado de un superávit mentiroso. Una ciudad sin inversión”.

 

Luego denunció “cero políticas de vivienda”, errores en las licitaciones, falta de contención a las pymes y comercios, falta de inversión del Fondo de Obras de Infraestructura (FOI) en el agua, problemas en el sistema de salud, entre otros aspectos.

 

Punto a parte, fue el análisis que la concejala realizó sobre el Fondo de Explotación de Canteras (conocido como Impuesto a la Piedra). Sobre esto relató el pedido de los controles realizados a las canteras y “llegaron los expedientes donde había canteras muy chiquitas pero faltaban dos: Loma Negra y Cementos Avellaneda”.

 

Resaltó que “1400 millones de pesos recaudamos del Impuesto a la Piedra, el 90 por ciento lo recaudan Loma Negra y Cementos Avellaneda”. Ante la consulta de por qué no se encontraban estas empresas, Arouxet manifestó que la respuesta fue “porque Loma Negra dio excelente el control” y que “el de Cementos Avellaneda no lo pudieron hacer porque estábamos en una época de trabajo”.