Sin acuerdo paritario en el Municipio, hubo exhibición de fuerza

Qué dejaron el abrazo al Hospital que convocó el Sindicato de Municipales y la conferencia que dio el Ejecutivo para detallar sobre la oferta presentada. Además, un olavarriense cerca del gobernador.


(Este es un resumen del newsletter Volver a las Fuentes, realizado por Josefina Bargas y Alexis GriersonLa versión completa la pueden leer acá). 

 

Un abrazo, la unidad y los reclamos

 

 

Hace tres meses que empezó la paritaria municipal y a principios de este mes comenzaron las medidas de fuerza con el Hospital como “campo de batalla”, en palabras de Germán Caputo. Pero más organismos municipales están afectados: como la Terminal, donde ya hace varios días que también comenzó a notarse el quite de colaboración de los municipales. En los dos casos, derivó en fuertes críticas de la comunidad. Por supuesto que en lo referente a la salud es mucho mayor la queja, ya que además afecta a muchísimos más vecinos y algunos en situaciones delicadas.

 

 

En ese marco, el titular del Sindicato de Municipales José Stuppia llamó a un “abrazo al Hospital”. Todo lo que siguió fueron gestos que muestran al dirigente de los municipales absolutamente confiado. Lo primero, el mensaje dirigido a los “compañeros, compañeras y compañerxs” a quienes les pidió que asistan “todos” y les aseguró “cobertura” sindical para “cerrar los CAPS por una hora”.

 

 

El miércoles a las 9 de la mañana había cientos de trabajadores municipales en la entrada por avenida Sarmiento: no sólo los del centro de salud, sino de los CAPS, del corralón, la terminal y muchas más áreas. Pero más también: los médicos. La Asociación de Profesionales de la Salud se sumó a la manifestación y dejó una de las imágenes políticas de la semana: José Stuppia junto a Alejandra Capriata, quienes además presentaron discursos coincidentes.

 

 

 

En uno de los bancos de cemento de la entrada la médica Silvia de la Torre le habló a sus paresEl rol de trabajadores y la importancia de la lucha fueron los ejes de su discurso. A su lado, José Stuppia le habló, después, también a los médicos con eje en su reclamo – “el escalafón”- y al resto de los municipales. Definió la manifestación como “histórica” y reconoció su “sorpresa” por la “multitudinaria” asistencia. Para ese momento, ya todo era ganancia para el STMO.

 

 

Además, varios dirigentes de otros sindicatos de la ciudad estaban también en avenida Sarmiento en apoyo a Stuppia.

 

 

Se hizo el abrazo: las dos cuadras del frente de calle Sarmiento, casi una cuadra por calle Alsina y una concentración por calle Rivadavia, todo cubierto por trabajadores municipales. No dejaban dudas de la masividad de la convocatoria. Algunos con carteles, además, sumaban críticas al Ejecutivo.

 

Entonaron el himno y después, a instancias de de la Torre, hicieron una marcha por las cuatro manzanas que ocupa el predio del Hospital. Con eso alcanzó: una hora de demostración de que el pedido de aumento de sueldo no es “un capricho” del sindicato ni de Stuppia.

 

 

Mientras se hacía la marcha Stuppia habló con los medios. Para explicar el pedido de aumento salarial se refirió a los que menos ganan, 40 mil pesos mensuales, y mostró que la solicitud de suba es de 90%. También señaló que pretende que la negociación finalice en diciembre y que se incluya la revisión en septiembre “de acuerdo a los ingresos municipales”.

 

 

En este punto, hay que decir que el sindicato logró instalar la discusión del sueldo de los municipales en términos de proporción del presupuesto: no se habla del impacto de los aumentos en la escala sino de “masa salarial”. Y con eso Stuppia dejó varias frases a las que prestarle atención: “conocemos todos los números y somos conscientes de lo que estamos pidiendo, que la verdad es que al Municipio le sigue quedando dinero para hacer política y para hacer obras. Bueno, las obras vienen de Nación y de Provincia. Indudablemente somos conscientes de lo que estamos pidiendo. Lo que estamos pidiendo no afecta las arcas del municipio”.

 

¿Te acordás que la semana pasada dijimos que Stuppia y Galli habían mantenido contactos en el marco de la paritaria? El dirigente del STMO lo negó en esa misma entrevista.

 

 

Por otro lado, consultado por la propuesta del Ejecutivo para aumentarle 100% los pagos de los guardias a los médicos, Stuppia aseguró que eso se refería sólo a un pequeño grupo de profesionales “golondrina”.

 

 

Más tarde, profesionales de medicina y enfermería del Hospital, de los CAPS y de los Servicios Territoriales expusieron no sólo demandas salariales sino también deficiencias en la gestión municipal de otros aspectos que hacen a la salud. Claro que eso no se negocia en la paritaria ni lo puede resolver el STMO de forma directa, pero es también demanda a Ezequiel Galli que corrió por el mismo caudal.

 

 

¿La sorpresa? Además de las palabras destacadísimas de Capriata y de la Torre, el ex secretario de salud del propio Galli, Germán Maroni defendió el “derecho al reclamo” de los médicos.

 

 

Hasta ahí, cancha inclinada para el STMO.

 

 

Romper el silencio

 

 

“Le dimos muchas oportunidades de que Stuppia hable y mintió casi siempre, ahora es momento de dar nuestra versión de cómo fue este camino” dijeron tras bambalinas de la conferencia de prensa encabezada por el Intendente el jueves y que explicaron cómo fue el avance de las paritarias hasta este momento, con un nuevo ofrecimiento ya rechazado.

 

 

Ezequiel Galli, Hilario Galli, Germán Caputo y María Eugenia Bezzoni fueron los protagonistas de la “versión municipal” del conflicto. Que a medida que transcurren las horas y el no acuerdo, sorprende que no se haya llegado a un entendimiento. Mucho más luego de las aclaraciones y el “blanqueo” del ofrecimiento realizado a José Stuppia.

 

 

Un 100% de suba en las guardias médicas, un 67% de suba salarial con base al sueldo de abril y sin adelanto de paritarias hasta tanto no se llegue a un acuerdo. Es decir: para el Municipio, traducido a la extensa conferencia del jueves por la noche, es “esto es lo que mejor que podemos dar, arriba de acuerdos como Provincia y Nación” pero además deslizaron que “el Sindicato nunca quiso arreglar” ¿cómo? Con cifras.

 

 

“Esto es como una carrera donde los dos queremos correr a la par. El tema es que cuando nos acercamos, el Sindicato se alejaba, nos volvimos a acercar y el gremio se volvió a alejar. Es raro, mejoramos las condiciones y piden más para arreglar” indicaron, también tras bambalinas, a este newsletter.

 

El gráfico presentado en la conferencia mostraba esa tendencia: a mejor oferta municipal, un mayor pedido del gremio. La “curva del alejamiento” estaba más clara y denota ¿otras intenciones?

 

 

De todos modos también hubo tiempos para las aclaraciones y los mea culpa: la primera oferta realizada desde la comuna a los trabajadores era muy por debajo dado que “ni siquiera se sabía ese índice arriba del 6,7% que informó el INDEC en marzo” y que tras el acuerdo de la Provincia, en un 60%, hubo que hacer un “reacomodamiento” en las ofertas. Incluso, se sostuvo siempre diciembre como mes de “volver a sentarnos y ver qué pasó con la inflación”.

 

 

Es decir, hay acuerdo en hacer una revisión pero no en los plazos. Pero el Ejecutivo no acepta cerrar la paritaria en diciembre y pretende mantener la extensión a marzo de 2023.

 

 

En concreto, nada: Stuppia se mostró disconforme con la propuesta, sobre todo por el “interés simple” de los incrementos, siempre a base del mismo salario (abril 2022). ¿Qué pasa en este punto? Incluso Volver a las Fuentes erró en su momento: no es lo mismo calcular una suba con interés simple (es decir, siempre tiene la misma base para sacar porcentajes) que por interés compuesto. ¿Traducido? Una suba con base en el salario del mes anterior arroja un valor real mucho más grande que la suma simple de los porcentajes de aumento de cada tramo. “Por eso lo que hizo público el sindicato es tramposo: no es lo mismo sumar los porcentajes y decir que pidieron un 70% cuando era 90% en realidad” indicaron.

 

 

Volver a las Fuentes logró saber que como el sindicato decidió mostrar un aumento compuesto como si fuera simple, “desde el Municipio decidimos hablar el mismo idioma y ofertar como lo mostró el sindicato, con un aumento con interés simple de base salarial de abril 2022”.

 

 

Obviamente, también hubo momentos para dejar en claro las “consecuencias” que el paro está teniendo en el Hospital Municipal, con turnos perdidos, cirugías reprogramadas: “da lástima caminar por el Hospital” dijo Germán Caputo, confirmando que además volvieron a “foja cero” con respecto al atraso con turnos comparado con la pandemia.

 

 

¿Historia con final abierto? Seguramente, además de una historia que promete capítulos nuevos: Stuppia avisó que en principio no era una “buena oferta” y la comuna ya avisó que es “la mejor oferta que puede hacer”. La base del cálculo para la oferta del Municipio es la proyección de la coparticipación provincial y claro, también toman en cuenta la inflación, un aspecto que tanto Galli como Stuppia esgrimieron para explicar sus visiones de la situación.

 

 

La postura de rechazo ya estaba en el cálculo del Ejecutivo el mismo jueves a la noche. “Si arreglamos más le pagamos la paritaria y también le damos las llaves de la Municipalidad” ironizó una funcionaria al cerrar la conferencia.

 

 

Un olavarriense cerca del gobernador

 

 

Se trata de César Valicenti, diputado y presidente del bloque del Frente de Todos en la Cámara Baja de la Legislatura, quien se reunió a solas por más de 2 horas con el gobernador Kicillof y mantuvo un diálogo importante no sólo para el trabajo conjunto entre Ejecutivo y Legislativo provincial, sino para los territorios y la Séptima Sección.

 

 

Más allá de que uno de los objetivos era mostrar y conocer los deseos del gobernador en torno a las leyes que necesita para su gestión, todo con base en economía (Instituto Tomás Perón para que la Provincia pueda producir medicamentos y las modificaciones a la Ley de Jubilaciones del Banco Provincia, que generó un perjuicio a trabajadores durante la gestión Vidal), también se dejó en claro el trabajo del gobernador en el territorio.

 


Y que un olavarriense esté cerca de ese tipo de consultas y opiniones no deja de ser una buena noticia: es una forma de hacer un balance en torno a las visitas de ministros, funcionarios, a las diversas medidas que tomó la Provincia en suelo local y también de la Sección. Algo que, probablemente, se repetirá.

 

 

También, ya metidos de lleno en un análisis por fuera de los dichos, una forma de defender la “gobernabilidad” de una Provincia muchas veces catalogada como “ingobernable”. “Sin los funcionarios en el territorio es más fácil decir que la Provincia es imposible de gobernar. Reconocemos que el territorio es grande y complejo pero con presencia y políticas públicas en ese sentido se puede” agregó otro de los consultados, un funcionario provincial, a este newsletter.

 

 

Además, la reunión con Valicenti es un espaldarazo para el diputado provincial en la referencia del Frente de Todos a nivel seccional, donde se ha mostrado como líder indiscutido en los últimos cierres de lista pero también en los últimos tramos de gestión, como opositor y como oficialismo. Su nombre, en la agenda de dirigentes importantes para Kicillof cobra más importancia y eso “siempre será beneficioso para la Sección” dijeron.

 

 

* Un extracto

 

Esta publicación es parte de la edición de este domingo del newsletter Volver a las Fuentes que escriben Alexis Grierson y Josefina BargasLa edición completa está disponible aquí  y se suscribir de forma gratuita para recibirlo por mail dejando sus datos en este formulario.